Archive for Inteligencia Emocional

Para inculcar valores hay que creer en ellos

Hoy volvemos a ese mundo de los pequeños para poder sacar enseñanzas para el mundo de los adultos, ya que quieras o no, la ausencia de maldad de los niños da enseñanzas más que importantes a los mayores.

Los mayores siempre queremos inculcar a los más pequeños valores y actitudes que consideramos necesarias para su buen desarrollo y formación y que le sea útiles a lo largo de toda su vida. Y muchas veces no nos damos cuenta de que predicamos más de palabra que con el ejemplo.

Si entráis en una cafetería y en la barra os encontráis con una persona que no conocéis de nada e intercambiáis 3 frases, ¿a que no se os pasa por la cabeza el dejarle las llaves de vuestro coche para que de una vuelta?

Entonces, ¿por qué esa manía de inculcarle a los pequeños cuando llevan un juguete al parque que hay que compartirlo con los demás niños y que lo importante es eso, compartir? Read more

‘Lo voy a intentar…’ , fracaso seguro

Cuando alguien con el que estás conversando y le pides el realizar determinada cosa, el que conteste ‘lo voy a intentar…‘, es sinónimo, en un alto porcentaje de ocasiones, que el fracaso esté más que garantizado

Está muy extendido esta expresión, pero si nos fijamos, cuando se fracasa, automáticamente se dice ‘yo lo intenté‘ como la primera disculpa, acompañando a que debido a imponderables no se ha podido realizar la tarea inicialmente encomendada de forma correcta.

Y es que en nada se parece la actitud que está detrás de las respuestas ‘lo voy a intentar…‘ con la que hay detrás de las respuestas ‘lo voy a hacer‘.

‘Lo voy a intentar….’ son palabras que generan una falsa actitud tanto en el que las pronuncia como en el que las escucha.

Quien dice voy a tratar (o intentar)…” se está dando permiso para poder fallar. Pase lo que pase, siempre se puede afirmar que “lo intentaron”. Read more

Falsas expectativas y grandes desengaños

Siempre que en algo que realizamos o en una persona que conocemos ponemos grandes expectativas y no se producen las mismas, el desengaño es muy grande, mucho más que la satisfacción que se produce si las expectativas se cumpliesen.

Esto es debido a que siempre ponderamos en mayor medida el fracaso o desengaño que el éxito o acierto. Principalmente porque cometemos un grave error: el considerar que las expectativas positivas es algo normal y lo lógico es que se cumplan.

Lógicamente siempre debemos de tener expectativas positivas sobre algo o alguien porque sino es tontería el depositarlas. Pero lo que no nos damos cuenta en muchas ocasiones es de la dificultad de conseguir que estas expectativas se cumplan. Si no se alcanzan en su totalidad consideramos que es un fracaso, cuando puede que entre la consecución y el fracaso total haya una gran variedad de situaciones.

Pero siempre solemos adoptar la postura de que o bien se consiguen todas nuestras expectativas o el fracaso es completo. No solemos tener un término medio. Read more

Captación del talento en las organizaciones y los social media

Una de las cosas que siempre me ha preocupado dentro del funcionamiento de cualquier organización es la pérdida de talento. Y es que si tienes ya a alguien talentoso dentro de tu empresa, se sobreentiende que con una buena motivación se puede conseguir que dé lo mejor de él para el bien del conjunto de la organización y el suyo propio.

Perder un elemento así (como ya vimos en algún post anterior) es un un triple ‘castigo’ para la organización que lo pierde:

  • Pierde un elemento talentoso y conocedor de su empresa.
  • Necesita captar a alguien talentoso nuevo y amoldarlo a su organización.
  • Probablemente, la fuga del talento vaya hacia una empresa competidora.
Es por eso que hoy en día considero que es capital el tema de retener el talento dentro de la organización, aunque por desgracia, la crisis y la precariedad laboral ayuda de forma inadecuada a que no se produzcan muchas fugas de talento. Read more

5 Características propias de la mente emprendedora

Sobre el tema de los emprendedores es algo de lo que hablamos habitualmente en este blog y ya hemos dicho muchas veces que para ser emprendedor hay que valer y poseer unas cualidades innatas.

Y es que no todo el mundo vale para emprender sin red su aventura profesional.

Siempre he dicho que los emprendedores poseen unos rasgos o características propias que no poseen los trabajadores por cuenta ajena.

¿Qué cualidades o formas de pensar caracterizan la mentalidad emprendedora?

1. Creatividad

El emprendedor es capaz de ver las cosas de manera diferente. Ya sea con nuevos productos o nuevos procesos, los emprendedores poseen la habilidad de ver los agujeros en el mercado y crear innovaciones para llenarlos. 

Se trata de la creatividad unida a la curiosidad: “qué pasaría si”. Read more