Crear marca online con ayuda del video

No hemos hablado mucho en este blog del video de herramienta útil para movernos a través de los social media, con lo cual que este post, aparte de ser novedoso en nuestra temática, puede ser interesante para aquellos que quereís ofrecer algo concreto en las redes (productos o servicios por ejemplo).

Muchas veces cuando queremos hacer llegar nuestro mensaje exigimos a los usuarios navegar, desplazarse y hacer clic para acceder a la información que realmente queremos enviarles (con independencica de cual sea, ahi no nos metemos hoy). Pero el vídeo online es un destino o herramienta única como canal de información.

Con el hacemos que los usuarios dediquen menos tiempo que a la lectura de nuestro mensaje.

Con esto no decimos que cojais ahora mismo una cámara y os pongáis a rodar un video de vosotros o vuestra marca y ya está. Algunos puntos generales que hay que tener en cuenta antes de crear los videos podrían ser:

  • El contenido es el número uno, igual que en un blog, en una web o en lo que interelacionas en las redes sociales. Si quieres generar confianza en los clientes potenciales, deberás crear contenido estimulante, motivador, significativo para el receptor, y es que no olvides nunca que estás construyendo un puente para luego vender a esa persona algo, con lo cual primero deberas demostrar tu valor.
  • Cuenta una historia: Las historias que rodean a tu empresa u organización son las únicas cosas que le diferencian de tus competidores. Es extremadamente importante que des a tus consumidores la oportunidad de contar su historia. Olvídate de mandarles mensajes ‘misiva’ unidireccionales. Enfoca en todo momento a los consumidores de forma individual y solicita sus comentarios.
  • La transparencia es un tema clave en la creación de vídeos con un buen contenido. Para ser una marca exitosa, tiene que ser una marca con dimensión humana. Los consumidores como espectadores, quieren saber cómo ha cambiado la vida de un individuo lo cual les permiten visualizarse a ellos mismos usando esa marca.

Un ejemplo claro de estos tres puntos son las anuncios sacados por la marca Dove en la que indicaban que realizaban productos reales para mujeres reales como eslogan:

Los contenidos de este video contaban una historia, con un contenido interesante y atractivo, a la vez que permitían identificarse a cualquier consumidor con ellos. Su éxito radicó en demostrar que las famosas fotos de revistas o vallas publicitarias era algo artificialmente retocado, ahondando en la transparencia de la información y del mensaje que se quería transmitir.

El video consiguió lo que la marca perseguía: ganarse la confianza del público.

El video se ganó la confianza de los consumidores a través de su mirada transparente de los ingredientes de un anuncio tradicional.

Veamos un video que aporta justo lo contrario pero que consigue también captar la atención y ganarse la confianza del receptor:

 

 

En próximos posts hablaremos de otras modalidades de vídeos que una marca puede realizar pra conseguir la confianza de los receptores.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *