¿Libertad para hacer fotos en un sitio público?

Ahora que estoy en plena cruzada contra el C.C el Rosal de Ponferrada, me han surgido unas dudas que abren un debate del cual me gustarías que opináseis.

Primero os comento lo acontecido:

‘Con el inicio de la temporada navideña, el centro comercial en cuestión ha puesto un árbol de Navidad el cual es el foco de atracción de todos los niños. Lógicamente no hay padre que con el móvil no saque una foto al niño con él. En eso estaba servidor el otro día cuando se me acercó un guardia de seguridad, y no de muy buenas maneras, me invitó a que no hiciese fotos porque el Centro Comercial lo tenía prohibido. Anonadado que me quedé pero dos padres más y yo no hicimos fotos. 

Al cabo de una hora volví a pasar por el lugar y esta vez había más de 15 padres con sus móviles y sus retoños y, curiosamente, el guardia de seguridad mirando y sin decirles nada. La prueba es que hay fotos subidas a FB de ese día de gente con el árbol.

Por si fuera poco el cachondeo, había un taller de tarjetas de Navidad para niños en el cual participó mi hija. Cual es mi sorpresa cuando veo a un guardia de seguridad, distinto del anterior, sacando fotos al taller y a los niños sin pedir permiso a los padres ni que a la entrada del mismo se les informase a los progenitores que podrían salir sus hijos en fotos.

Me quejé en su muro de FB y me borraron el comentario, con lo cual ya no es que sean ilegales sus actos, sino que además quieren escurrir el bulto’.

Y es ahora cuando me surgen una serie de dudas para abrir un debate.

Si un Centro Comercial se entiende como un lugar privado, con restricción de acceso o derecho reservado de admisión, debería de indicar expresamente la prohibición de sacar fotos por los visitantes. Aquí no hay cartel de ningún tipo que indique esto. Si por lo contrario, un Centro Comercial se entiende como un lugar público en el que hay negocios privados y zonas comunes para el tránsito, lo que se haga en las zonas comunes, incluidas fotos, debería de estar permitido, mientras que fotos a establecimientos no, sino es con permiso expreso de estos.

¿Puedo entrar en un Centro Comercial y subir a un hijo a un caballito de los de echar un euro y no hacerle una foto? ¿Qué ley me lo impide? ¿Qué normativa pone el Centro Comercial para ello y donde la pone a la vista de los clientes o visitantes? Y si es así, y no se pueden hacer fotos, ¿por qué un guardia de seguridad hace fotos sin pedir permiso a los padres en un taller de manualidades? ¿Es que son una amenaza terrorista?

Yo he entrado en sitios que indican claramente que no se pueden realizar fotos: museos, galerías, aquariums,…, pero es la primera vez que me pasa en un Centro Comercial.

¿Y en un metro, se pueden hacer fotos? ¿No hay una empresa que lo gestiona? ¿Y desde un autobús urbano?

A mi modo de ver este centros comercial se ha meado fuera del tiesto, además de infringir gravemente la ley al hacer fotografías a menores sin permiso. ¡Eso si que es ilegal y no que un padre saque una foto junto a un árbol de Navidad a su hijo!

Realmente lo que se esconde aquí es lo de siempre: los centros comerciales se creen en poder de la razón y que están por encima del bien y del mal y hacen lo que se les antoja.

Pero no se dan cuenta de una cosa, que los visitantes son clientes y que a uno, en concreto yo, ya lo han echado para siempre. Pagan los establecimientos por una negligente gerencia que ha tomado medidas unilaterales de prohibiciones incumpliendo la ley o, en caso de que tengan razón, no han publicitado a sus visitantes el que no se puedan sacar fotos.

Si una cafetería no permite la entrad de perros, lo deja bien claro a la entrada. Si un museo no deja hacer fotos, también lo deja bien claro. ¿Dónde lo han dejado claro estos pollos?

Parece mentira que se prohiba a un niño el hacerse una foto junto a un árbol de navidad como si fuese un vulgar delincuente.

4 comments

  1. Simón dice:

    Claro que se pueden hacer fotos a menos que haya un cartel que lo prohíba,el guardia de seguridad metió la pata y quiso salir inpune del asunto.

    • jose luis dice:

      Buenas Simón. Eso creo yo. Si se entiende que una empresa privada gestiona la entrada de visitantes, deberá de informar previamente y públicamente lo que no. En caso contrario se entiende que está permitido.

      Un saludo

  2. Alberto dice:

    Como también te he comentado en Twitter (aunque posteriormente he visto tu muro de Facebook y todo lo que se ha montado por ahí) tienen un problema grave si lo único que saben hacer para intentar que no digas nada es borrar tu comentario.

    He visto que has puesto otro posteriormente y te han contestado, por lo menos han rectificado pronto, algo que hay que mencionar también, aunque ya habrá bastante gente que los tenga en su punto de mira para lo que pueda pasar de aquí en adelante, algo que no es demasiado bueno.

    Respecto a lo de las fotos, quizás el señor de seguridad que andaba por allí en el momento justo que tu ibas a intentar hacer la foto se pasó un poco con las recomendaciones de que generalmente no se pueden hacer fotos en el centro comercial (como te han comentado en Facebook). Todos sabemos que hay personas que con tal de molestar y fastidiar a los demás son capaces de cualquier cosa 🙂

    Yo sacaría una conclusión de ésto visto desde la perspectiva del social media, y es que tanto este centro comercial como otras muchas empresas grandes/pymes/autónomos, no tienen en su estrategia de social media (si es que tienen estrategia claro) un plan que seguir en casos de protestas, situaciones complejas, problemas o llámalo como quieras, y se limitan a improvisar para resolverlas, algo que no siempre sale bien.

    • jose luis dice:

      Buenas amigo Alberto y gracias por tus opiniones.

      Yo saco unas cosas en claro. Primera, que si la ley dice que no se pueden hacer fotos en un CC. este debe de indicarlo. En caso contrario está permitido o bien que restrinjan el derecho de admisión. Segundo, que si yo no puedo hacer fotos, tampoco puedo permitir que me las hagan a mi 🙂

      En el tema de social media deja la cosa bastante que desear. Primeramente, ante el primer comentario, la reacción instintiva fue la de borrarlo , como así pasó => Hay un mal profesional a cargo de esto. Segundo comentario se deja y se responde, claro está, después de que que en este caso yo se lo deje en su muro y en el mio, con lo cual borrar un segundo comentario sería ya no de burros, sino cavarse su fosa. Lo que demuestra que no hay estrategia definida en este centro comercial ante una crítica en redes sociales porque van funcionando a impulsos.

      Y todo esto, era tan fácil como tras el primer comentario preguntar que había pasado y pedir disculpas. Pero como ni eso han hecho, la cosa se les ha ido de las manos.

      Un saludo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *