La indolencia de la sociedad solo conduce al caos

indolente

El idioma castellano es muy rico y certero en muchas ocasiones, por ese motivo si buscamos el significado de ‘indolencia’ encontramos que es la ‘incapacidad de conmoverse o sentirse afectado por algo’. Ver los suicidios de ciudadanos yo creo que nos conmueve a todos, no nos deja indolentes. Pero si recurrimos a la segunda y tercer definición de ‘indolencia’ la cosa puede tener otro color: ‘pereza o desidia e insensibilidad, especialmente al dolor’.

La sociedad en su conjunto somos indolente. Bien los poderes políticos y económicos se mantienen insensibles al dolor de gran parte de la ciudadanía, bien los ciudadanos mayoritariamente por nuestra pereza o desidia para tomar el toro por los cuernos. Si, nos duele ver el sufrimiento de los demás, nos entristece ver los suicidios día sí y día también, pero nos mantenemos perezosos ante lo que ocurre, no somos capaces de tomar la iniciativa. Read more

La indolencia de la sociedad solo conduce al caos

indolente

El idioma castellano es muy rico y certero en muchas ocasiones, por ese motivo si buscamos el significado de ‘indolencia’ encontramos que es la ‘incapacidad de conmoverse o sentirse afectado por algo’. Ver los suicidios de ciudadanos yo creo que nos conmueve a todos, no nos deja indolentes. Pero si recurrimos a la segunda y tercer definición de ‘indolencia’ la cosa puede tener otro color: ‘pereza o desidia e insensibilidad, especialmente al dolor’.

La sociedad en su conjunto somos indolente. Bien los poderes políticos y económicos se mantienen insensibles al dolor de gran parte de la ciudadanía, bien los ciudadanos mayoritariamente por nuestra pereza o desidia para tomar el toro por los cuernos. Si, nos duele ver el sufrimiento de los demás, nos entristece ver los suicidios día sí y día también, pero nos mantenemos perezosos ante lo que ocurre, no somos capaces de tomar la iniciativa.

Envidiamos a los pocos que quieren cambiar esto pero no nos animamos a secundarlos.

El dolor en la sociedad en ss diferentes formas, pobreza, miseria, hambre, …., cada día va en aumento en este país y nosotros solo alcanzamos a aspirar que no seamos nosotros los siguientes.

Las castas dirigentes nos han lavado el cerebro intentando convencernos de que nosotros somos los culpables de todo por haber vivido por encima de nuestras posibilidades, cuando eso es una GRAN MENTIRA. Ellos han creado un entorno convenciéndonos de eso para poder seguir enriqueciéndose hasta que la cosa no ha dado más de sí.

La gran deuda de España no está porque un vecino mio tenga un BMW en vez de un Skoda o que aquel tenga un chalet de 300.000 euros y no un piso de 150.000 euros. NO SEÑOR. La deuda de España está en las entidades financieras que tienen un agujero de más del 25% del PIB. En las administraciones públicas que han construidos aeropuertos y autopistas fantasmas para enriquecer a unos amigo y posteriormente a ellos. En los empresarios a los cuáles se les ha permitido esclavizar y empobrecer la vida de sus trabajadores estafando a Hacienda y a la Seguridad Social. ¡AHÍ ESTÁ EL GRAN AGUJERO DE ESPAÑA’

Nos han metido al cinto una deuda que no es nuestra, que si que la pagaremos vía impuestos y bajadas de derechos sociales, pero de la cual solo se han beneficiado unos pocos que, casualmente, tienen sus dineros amasados en paraísos fiscales.

Hemos sido indolentes, sinónimo de perezosos, durante décadas cediendo nuestro poder mediante el voto a una manada de lobos y delincuentes que se han enriquecido a costa de los ciudadanos y fuimos perezosos para pararles los pies. Lo peor es que seguimos siendo perezosos ahora, cuando si que somos sensibles al dolor que vemos en la sociedad, pero justamente cuando no tenemos más medios que el alzamiento del pueblo como recurso.

La cosa no es fácil. Si alguien cree que castigando con un voto a este o a aquel partido, se equivoca. Todos los partidos políticos están ahora mismo en el problema, con lo cual no pueden ser en ningún momento parte de la solución.

Sino queremos que la sociedad que hereden nuestros hijos sea una miseria mientras que la de los hijos de los banqueros y los políticos sea un paraíso, solo veo dos soluciones: o que se vayan voluntariamente los políticos (y no para cargos ad hoc en empresas afines) o que se vayan por la fuerza. Y por más que me pese, esto último es lo que creo que va a ocurrir a no mucho tardar porque la gente ya no aguanta más.

Autor: Jose Luís Del Campo Villares

No pierdas más el tiempo

No pierdas tu tiempo

La gestión de tu tiempo tiene una relación directa en la gestión de tus finanzas personales. ¿Por qué? Porque en el fondo es lo mismo, el tiempo es dinero.

Párate a pensar y reflexiona sobre ello.

Cada persona de las que estamos en este mundo tiene la misma cantidad de tiempo. 168 horas a la semana. Bill Gates tiene 168 horas a la semana. Amancio Ortega tiene 168 horas a la semana. Tu tienes 168 horas a la semana. Cada uno de nosotros tiene que dormir algunas de esas horas, lo que nos deja con unas 120 horas despiertos durante una semana determinada.

De esas 120 horas en que estás despierto, vendes la mayor parte de esas horas para trabajar para otra persona a cambio de dinero. Vas a trabajar, trabajas por un tiempo, vuelves a casa, y muchas veces, un poco de trabajo llega a casa contigo. Añade las horas que quemamos pensando en el trabajo y el tiempo para ti mismo se hace cada vez más pequeño.

Las tareas domésticas se comen más de ese tiempo, al igual que la higiene personal. Muy pronto, te encuentras con que te queda solo un pequeño montón de horas en una semana para hacer lo que te apetezca. Esas horas son preciosas. Esas horas son los únicos momentos durante la semana en que te puedes relajar. Son las horas en las que te relacionas con amigos y familiares. Son las horas que dedicas a tus aficiones.

Pero pagas un alto precio por esas pocas horas. Inviertes mucho tiempo en el trabajo, higiene y tareas domésticas para que las horas restantes te traigan algo parecido a la alegría. La mayoría de tus decisiones financieras están destinadas a hacer esas horas libres más agradables o para hacerlas más seguras y estables.

Cada vez que estás perdiendo el tiempo, estás en la dirección opuesta a mejorar la calidad de esas horas preciosas. Vas atrasado en el trabajo, lo que reduce tu capacidad de ganar más dinero y así disfrutar mejor de ese tiempo o aumentar la seguridad de esas horas. Pierdes el tiempo sin hacer nada en casa y luego cuando algo verdaderamente vale la pena, no podemos participar, porque tienes cosas que hacer que no has hecho antes.

Para decirlo simplemente, perder el tiempo elimina esas horas libres valiosas por las que trabajas tan duro. Les quita su calidad y les quita su seguridad. La gestión del tiempo simplemente pretende darnos más de esas horas, o para hacer que las horas en que trabajas produzcan más dinero.

Vamos a ver un ejemplo. Los fines de semana es el tiempo que puedo dedicarle a mi blog personal y a tareas relacionadas con el mismo, al tener un trabajo a tiempo completo. Normalmente suelo dedicarle viernes por la tarde y sábado y domingo por las mañanas.

Algunos días, tengo una idea para un artículo y comienzo a investigar y buscar información sobre ella. Comienzo a escribir el artículo con ideas sueltas e inconexas que poco a poco van tomando la forma de una texto completo, pero a veces, llego a un callejón sin salida. Me doy cuenta de que el tema no está todo lo relacionado que yo esperaba con las finanzas personales o que al final no es tan interesante. Durante unos minutos, releo lo escrito e intento buscar otros enfoques. Al final, casi siempre acabo borrando el artículo. He perdido entre 45 minutos y una hora. Y como el tiempo que le puedo dedicar a mi blog es muy limitado, perder una hora es un desastre.

Otro día, empiezo haciendo una lista de las tareas que tengo para hacer en el blog. Decido que artículos voy a escribir y las ideas principales de cada uno. Luego cojo cada una de esas ideas y estoy un tiempo escribiendo sobre ellas. ¿Esto vale la pena para un artículo?¿Tal vez para más de uno?¿Qué tengo que investigar para completarlo bien?

Este proceso suele durar unos 20 minutos pero he descartado por lo general entre tres y cuatro ideas y otras tantas que han pasado la criba y sé sobre lo que voy a escribir. A partir de ahí ya no pierdo tiempo. Sé las tareas que tengo que hacer, cómo ejecutarlas y puedo seguir trabajando hasta la próxima.

El tiempo invertido en gestionar el tiempo es siempre rentable. Dejo de preocuparme de los detalles según el día avanza y solo tengo que enfocarme en hacer cosas. He reducido drásticamente el tiempo perdido.

¿El resultado final? Si acabo un par de horas antes, ahora tengo una hora para añadirla a mi vida personal. O, tal vez, pueda usarla para adelantar trabajo, dando a esas horas libres un colchón de seguridad en caso de que algo suceda. Puedo dedicar ese tiempo haciendo un poco de networking por la red, trabajando en otro proyecto o añadiendo alguna funcionalidad a mi blog que pueda dar lugar a más lectores.

El tiempo es dinero. Cuando gestionas tu tiempo bien también administras tu dinero de forma correcta.

¿Cómo se hace eso? Vamos a ver una serie de técnicas que utilizo para mejorar la gestión del tiempo.

4 Técnicas Valiosas para Gestionar tu Tiempo

  • Comienza el día con un poco de planificación. Haz una lista de lo que tienes que hacer hoy. Normalmente las cuatro o cinco cosas más importantes. No te límites a empezar automáticamente con lo primero de la lista y así sucesivamente. Dedica unos minutos a investigar si tienes todo lo necesario para realizar esas tareas. Esto te puede llevar entre 5 y 10 minutos por tarea pero haciendo esto evitarás, posteriormente, parones buscando esa información para acabar la tarea. Además podrás ordenar las tareas por orden de prioridad e importancia, evitando tener que preguntarte que hacer a continuación.
  • Alterna entre tareas simples y tareas complejas. Las primeras son tareas sencillas y simples, para nada agotadoras, que puedes hacer dos a o más a la vez. Llamadas telefónicas o gestionar el correo electrónico entran en este tipo de tareas. Sin embargo otras tareas, las que llamamos tareas complejas, son aquellas que necesitan dedicación plena durante un tiempo largo sin distracciones. Ya que si se producen aumentan el tiempo dedicado y reducen la calidad del resultado final. Para estas tareas más difíciles intenta desconectarte del mundo lo más posible. Apaga el móvil, cierra el correo electrónico, etc. Cuando haya acabado, realiza alguna de las tareas sencillas.
  • Descansa. Esto puede sonar contradictorio pero es fundamental y funciona. Cada cierto tiempo, dos horas aproximadamente, es importante tomarse un descanso de unos 5-10 minutos. Desconectar un poco, evadirse y luego volver con fuerza. Es importante que estas desconexiones no duren demasiado para no perder la concentración.
  • Anota las cosas inmediatamente. Ten un cuaderno y un lápiz cerca tuyo en todo momento. O utiliza tu smartphone. Lo que te sea más cómodo. Cada vez que algo te viene a la cabeza para hacer más tarde, apúntalo. No confíes en tu memoria. Luego un par de veces al día, repasa estas tareas que has apuntado y si no te van a llevar mucho tiempo, hazlas. Apuntarlas y no utilizar tu memoria para intentar recordarlas te hace ahorrar energía y centrarte en la tarea actual.

Otra táctica importante es encontrar maneras de pasar el tiempo libre que también te ayuden a crecer como persona y que te diviertan. Leer y aprender sobre aspectos de tu trabajo. Salir a correr. Casi cualquier actividad social entra en este grupo, ya que aprender a interactuar con más personas tiene un valor incalculable.

Esas actividades tienen influencia durante el resto del día. Aumentan tu energía en el trabajo y mejoran tu agudeza mental. Así que hacer un poco de esfuerzo para encontrar una manera agradable de pasar el tiempo libro a la vez que creces como persona, vale la pena.

Recuerda que el tiempo es dinero, así que no lo desperdicies.

AntonioMartinMorin

facebook google-plus-iconlinkedintwitter

Autor: Jose Luís Del Campo Villares

¿CONOCES LOS PROCEDIMIENTOS PARA COMUNICAR DETERMINADAS COSAS EN TU DEPARTAMENTO O COMPAÑÍA?

Los directivos de todas las compañías dicen que la comunicación es crucial para el buen funcionamiento de las mismas. Y son los mismos que piensan que en sus organizaciones, todo funciona a las mil maravillas. Suelen remitir a sus manuales de comunicación donde figuran todos los procedimientos que por supuesto categóricamente dicen que se cumplen. Pero, de nada sirve tener un manual de comunicación que no se aplique en la práctica y que la mayoría de los empleados desconozca a la hora de tener que comunicar algo.

Como no hay nada mejor que encontrar las respuestas por uno mismo, podremos hacer unas preguntas que nos harán salir de dudas de si nuestra organización tiene una comunicación óptima o no. Así que os recomiendo seleccionar a un grupo reducido de empleados y preguntadles: ¿Te has leído el manual de comunicación? ¿Conoces los procedimientos para comunicar determinadas cosas en tu departamento o compañía? ¿Se aplica el manual de comunicación en los procesos corporativos diarios? ¿Está integrado ese manual de comunicación en la estrategia corporativa? ¿Los directivos cumplen y conocen esos protocolos de comunicación corporativa?

El gran problema en las compañías es la falta de homogeneidad a la hora de comunicar determinadas cosas, sin embargo, cada departamento o responsable lo hace como quiere o como le apetece, sin seguir un protocolo igual para todos. Es decir que determinados cambios departamentales se comuniquen en determinados plazos, con el mismo formato, que todas las personas se enteren a la vez, etc. Este tipo de discrepancias son las que producen problemáticas porque la política comunicativa debe seguir el mismo enfoque para que las personas tengan claro cómo funciona.

Un claro síntoma que la comunicación en las organizaciones falla es cuando algún cambio importante a nivel organizativo, procedimental o departamental es conocido por todo el mundo antes de hacerse el comunicado oficial. La forma de darse a conocer ha sido más por el rumor o el cotilleo. Es decir, se producen determinadas frases tipo “Me he enterado de esto y te lo cuento a ti pero no se los digas a nadie” o surgen los rumores por la falta de comunicado sobre cambios que se están comenzando a realizar sin decir nada. Este tipo de comportamientos corporativos poco profesionales generan decepciones en las personas afectadas por los mismos por la incertidumbre que les generan los mismos.

Imaginemos que se va a producir un cambio departamental en una compañía. Los pasos adecuados serían, en primer lugar, comunicárselo a las personas afectadas, indicándoles toda la información necesaria para que sepan cómo se van a quedar a partir de esa fecha. El siguiente paso es comunicárselo a todo el departamento afectado y prácticamente de forma inmediata, tras hacer ese segundo paso, lanzar el comunicado oficial a toda la organización para que exista una coherencia y sincronía comunicativa que evitará los rumores y las filtraciones. No se puede hacer primero y comunicar cuando ya ha pasado. Ya no tendrá el efecto esperado y obviamente, quedará en entredicho, la comunicación corporativa.

La comunicación falla en las organizaciones porque las personas que las dirigen no saben o no están por la labor de implementar una política comunicativa práctica, lógica y realista. El proceso comunicativo en una empresa deber seguir una planificación flexible, sin olvidar el componente humano. Es decir, la forma de comunicar una cosa u otra dependerá de en qué media afecte a las personas o no. La comunicación debe adaptarse a cada tipo de circunstancia y no olvidar el tacto y la profesionalidad. Las formas de comunicar las cosas dicen mucho de las compañías. Algunas cosas deben comunicarse en persona, otras por escrito oficial y otras pueden hacerse, incluso, por email. Lo que está claro es que los primeros que deben saber la información son los afectados y darles tiempos para que lo asimilen y tengan todo claro. No sería la primera vez que en una empresa todo el mundo sabe lo que va a ocurrir excepto la persona afectada.

En las empresas suele ser muy habitual oír a los responsables de las mismas decir que lo más importante son sus personas, es decir, su capital humano. Eso se demuestra desde la acción viendo como se comunica a las personas las cosas dentro de esa organización.

La comunicación debe adaptarse a los valores corporativos, a la misión y a la visión que son el estandarte de cada empresa. No podemos presumir de esos valores, misión y visión cuando después no están reflejados en el funcionamiento diarios de las empresas. Esto suele ocurrir más de lo que nos gustaría.

Comunicar requiere ponerse en el lugar de los demás y pensar cuál sería la forma adecuada en la que les gustaría enterarse de las cosas. Además se debe pensar cuál es la forma de hacerlo y con qué lenguaje, para que se adapte a todos los públicos a los que va dirigido para que lo entiendan. La comunicación es un arte que requiere tiempo y sentido común.

¿Cuál es la política comunicativa de vuestra organización? ¿Cuáles son los principales errores comunicativos en vuestras empresas? ¿Qué protocolo comunicativo consideráis adecuado a nivel corporativo? Cuéntanos tus experiencias positivas y negativas a nivel de comunicación corporativa.

Posts Relacionados:

  • ¿CUÁNTOS RESPONSABLES SON LOS PRIMEROS EN HACER LO…
  • “AQUÍ SE HACE LO QUE ME PLACE PORQUE PARA ESO SOY EL QUE…
  • EL 2.0 EN LA EMPRESA
  • ¿QUÉ PODEMOS HACER PARA NO PERDER A UN EMPLEADO?
  • LOS MAYORES MALES DE LAS EMPRESAS….

Autor: Juan Martinez de Salinas

YouTube estrena diseño en sus Canales

Youtube estrena un nuevo diseño en las páginas de los Canales. Por ahora solamente es una versión beta limitada que se espera que llegue lo antes posible a todos los usuarios.

La compañía está probando el nuevo diseño en un número reducido de usuarios. Una noticia conocida gracias a la usuaria y creadora de Youtube -iJustine- y a su post publicado en el blog oficial de creadores de Youtube.

El nuevo diseño ha sido bautizado como YouTube One Channel y está creado para que se adapte a la recién estrenada interfaz de la página web. Cada Canal tiene la posibilidad de añadir una fotografía de cabecera -al estilo de la portada de Facebook-.

En el caso de entrar en el Canal de una persona a la que el usuario no está suscrito, le aparecerá un vídeo a modo de trailer en el que dicha persona se autopromociona e invita a los visitantes a suscribirse.

Hace unos d

get your ex back

ías, salía a la luz la noticia de que Youtube podría crear un servicio de suscripción de pago. Este nuevo diseño en los canales podría estar encauzando la posibilidad de crear canales de pago ya que todas las nuevas incorporaciones se basan en dar importancia a la imagen del propietario del Canal, así como a su promoción.

credit score free

 Los ejecutivos de Youtube han barajado esta opción desde hace años, discutiendo la manera de monetizar todo el tráfico recibido a la página. De esta manera, los creadores de los vídeos subidos a la plataforma podrán cobrar a los usuarios por acceder a sus contenidos.

 En esta ocasión, el portal de vídeos de Google, estaría preparando un modelo premium mediante suscripciones mensuales de 1 a 5 dólares, (0,74 a 3,70 euros) para así atraer a los creadores de contenidos audiovisuales de buena calidad.

Según fuentes del portal de Google, los canales de pago surgirán a partir del segundo trimestre del año, posiblemente, a modo de experimento para comprobar la acogida de contenidos de pago entre los usuarios de la red.

Fuente Portaltic

zp8497586rq
zp8497586rq