Top 5 de errores con códigos QR en 2011

El año pasado fue importante para el código QR ​como las llamadas a la acción móviles que aparecen en campañas para The Home Depot, Taco Bell y otras marcas dominantes. Sin embargo, en algunos casos, las marcas adoptan los códigos QR sin pensar minuciosamente en la aplicación.

Mirando hacia atrás a las campañas de códigos QR del 2011, Mike McGuinness, vicepresidente de ventas para QRblaster.com, empresa que genera códigos QR, ha identificado cinco de los mayores fallos en Código QR de 2011. Si eres un profesional ansioso por subirte al carro de los códigos QR es posible que quieras aprender de estos ejemplos negativos, publicados en Mashable:

Red Bull

Red Bull lanzó una campaña de difusión de anuncios en el metro de NY con códigos QR. Suena como una gran idea hasta que te das cuenta que la mayoría de los trenes de metro no ofrecen conectividad móvil, por lo que los códigos son inaccesibles.

Antes de lanzar una campaña con código QR​​, asegúrate de que funciona.

Continental Airlines

Continental tampoco piensa totalmente en la experiencia de usuario. La aerolínea hizo un código QR ​​para su revista de a bordo, vinculando millas aéreas sin tener que conectarte con cuentas online. Cuando los pasajeros escaneaban los códigos (tras el despegue o antes del aterrizaje), eran redirigidos a una página con dos botones y una ventana pop-up que salía la mayoría de las veces fuera de la pantalla, lo que evitaba que los pasajeros pudieran hacer clic.

Una campaña así ha de ser fácil de usar, y accesible.

The Washington Redskins

Este fallo, que en realidad tuvo lugar en 2010, mostraba un código QR ​​en la página del equipo de Facebook. Desafortunadamente, necesitas tener un escáner para activar el código, por lo que no muchos aficionados aprovecharon la novedad.

Como en el caso anterior, la campaña debe ser accesible, y respecto al medio hay que tener en cuenta que target tenemos en él.

Revista Esquire

Esquire se destacó por presentar un código QR ​​en una portada reciente, lo que parece una opción a prueba de fallos, pero colocado donde van las etiquetas de envío… Ooops

Si no puedes verlo, no puedes escanearlo.

Nevermind de Nirvana, edición 20 aniversario.

El código QR ​​utilizado para promover el 20 aniversario del clásico de Nirvana parecía guay, pero resultaba muy difícil de escanear, sobre todo cuando aparecía en las vallas. Salía distorsionado en la parte inferior derecha.

 

La localización cuenta, pero asegúrate de que sea escaneable incluso desde la distancia.