Tag Archive for web

Cómo conseguir tráfico hacia tu web a través de Facebook

Pese a los continuos cambios de algoritmos de Google o de Facebook, donde prima el pagar para salir a la vista sobre el contenido y el posicionamiento natural del mismo,  no cabe duda de que el saber que poner para atraer fans o seguidores y convertirlos en clientes y defensores de tu marca es algo que se valora y mucho.

Yo voy a fijarme solamente hoy en Facebook y como esta red social es capaz de generar tráfico hacia tu web. No en vano, un estudio del que os hablamos aquí hace poco, indicaba que en España en el 2013 un 62% del contenido que se buscaba acaba siendo procedente de Facebook.

Pero para saber cómo conseguir tráfico hacia tu web a través de Facebook tienes que tener claras estas tres premisas desde un principio:

  • Facebook impulsa el tráfico
  • Las redes sociales son clave para retener a una audiencia
  • El tráfico de medios sociales no siempre es tráfico de calidad

O sea: hay que estar, hay que ser y hay que seleccionar el tráfico que deseas (su calidad). Si no tienes claras estas tres premisas y que hacer para cumplirlas, mejor que no estés en Facebook.

Las tendencias por temas que más se mueven en esta red social las puedes ver mismamente en Allfacebook.com y ahí ya tienes un punto de partida importante para ver que es lo que más se mueve por esta red social. Un 99% de los profesionales que trabajan en  webs o blogs admiten que reciben tráfico de Facebook, por no decir el 100%. Por lo tanto la primera premisa queda claro que se cumple.

Temas mas compartidos en la blogosfera

La retención de fieles lectores y desarrollar relaciones a largo plazo con ellos parece ser algo muy posible a través de las redes sociales y, como no, a través de Facebook.  Está claro que conseguir visitantes recurrentes a nuestro perfil permitirá incrementar tu negocio pero ¿cuánto? En un estudio realizado a editores por la web anterior, se indica que el 41% de los usuarios de esta red que comparten contenidos de sus propias webs, acaban estando relativamente contentos con el tráfico que consiguen captar. O sea, si damos la vuelta a la tortilla, la mayoría de los usuarios de Facebook no están contentos con el tráfico que consiguen procedente de esta red social hacia su web.

Básicamente es a que es un tráfico muy voluble y difícil de fidelizar. Pero aún así se puede.

Y vamos a la tercera premisa. ¿A qué le llamamos tráfico de calidad? ¿Al que da más ‘me gusta’ en el estado de Facebook sin ni tan siquiera llegar a nuestra web? Puedo tener 200 ‘me gusta’ en un estado mientras que de esos solamente 25 hayan acabado viendo el contenido en mi web. Os pongo un sencillo ejemplo: hace poco, en la web de un cliente, pusimos un contenido que compartimos en su ‘Fanpage’. Facebook indicó que 2.564 personas habían visto esta publicación. Fuimos a Google Analytics a ver las visitas en la web de ese contenido y apenas superaban las 200 IPs.

¿Qué ocurre por ejemplo en Facebook? Pues está claro que una cosa es el tráfico y alcance dentro de la red y otra muy distinta el tráfico que genera directamente a la web donde está el contenido.

Recientemente The Pew Research Journalism Project indicaba que el tráfico directo que recibía una web directamente de Facebook oscilaba entre el 0,9 y el 2,3% del total. Nosotros en el ejemplo anterior hemos tenido suerte por lo que parece. No creemos que sea tan bajo, pero lo que debemos de tener claro es que el tráfico que recibimos al final en la web y al cual debemos de enganchar realmente es muchísimo menos del que Facebook nos dice que alcanzamos. El resto de usuarios de Facebook que pone ‘me gusta’ es tráfico que nunca será cliente y que viene y va por temporadas.

Convenceros de una cosa: malo aquella web cuyo tráfico procede mayoritariamente de una red social como por ejemplo Facebook. Es sinónimo de que los contenidos que posee no están bien en buscadores posicionados y somos nosotros, a través de las redes sociales, los que atraemos el tráfico sobre el que tenemos luego que trabajar para fidelizarlo. Y esto no es fácil, además de que es costoso atraerlo.

Hoy os queríamos indicar cómo conseguir tráfico hacia tu web a través de Facebook de una forma genérica y como debéis de tratarlo. En artículos que os iremos poniendo en breve, daremos algunos truquillos que funcionan para atraer tráfico desde Facebook dependiendo a que os dediquéis, claro está, así como analizaremos si realmente me compensa seguir en Facebook o no con los cambios que está realizando en sus algotritmos.

¿CÓMO DEBEN BUSCAR LAS EMPRESAS CANDIDATOS EN LA WEB 2.0?

La Web 2.0 y la heterogeneidad de herramientas que la conforman están de moda, aunque la realidad es que su uso eficaz y eficiente conlleva método y una estrategia de uso para las organizaciones. Muchas de ellas se lanzan sin más a las redes, abriendo perfiles aquí y allá, para estar “presente”, pero personalmente, creo que se equivocan al pesar que simplemente por tener un perfil ya están en la Web 2.0. La presencia en la red debe hacerse habiendo investigado y planeado esa implementación en la estrategia interna de la compañía.

Desde hace tiempo, las redes profesionales e incluso redes sociales y de microblogging se han presentado como útiles para encontrar e incorporar talento a las empresas. Sin embargo, no debemos olvidar que no dejan de ser una herramienta más y, para que sean útiles en el entorno corporativo debemos verlas como un medio; llegar al fin planteado dependerá de cómo las usemos dentro y fuera desde el punto de vista estratégico corporativo.

La Web 2.0 tiene mucho potencial para las empresas para la búsqueda de talento, cualquiera que sea su tamaño, sin embargo, para atraer en estos nuevos canales debemos entender su uso y el funcionamiento adecuado de las mismas.

Muchas empresas comienzan su andadura de forma improvisada porque han oído que a otras empresas les funciona o simplemente porque las usan. Su despliegue consiste en abrir un perfil en alguna red profesional, paginas en alguna red social o una cuenta en alguna herramienta de microblogging.

Aquí radica el principal error. El abrir los perfiles corporativos en la Web 2.0 para atraer talento debe ser lo último que se haga.

Independientemente del tamaño que podáis, como organizaciones debéis plantearos una serie de preguntas claves: ¿Tenéis introducida este tipo de herramientas en la estrategia directiva? ¿Está vuestro personal formado para manejar y usar estas aplicaciones? ¿Por qué motivo y con qué fin queréis usar la Web 2.0 para atraer talento? ¿Conocéis el uso de las diversas herramientas? ¿Habéis realizado un plan de investigación para averiguar dónde se encuentra el tipo de personas y perfiles más requeridos en vuestra compañía? ¿Habéis analizado cómo se comportan las personas de vuestro interés en estas herramientas? ¿Cómo podéis dar visibilidad a vuestra organización?

Todas estas preguntas deben responderse en el entorno corporativo. No podemos olvidar que cada empresa es diferente y que a una le sirvan determinadas herramientas no quiere decir que sea igual para el resto. La estrategia de búsqueda de personas en estos medio debe ser global y partir de la cúpula directiva, explicando su necesidad, involucrando a todas sus personas en su implementación desde el principio y experimentando primero internamente con su uso para coger soltura y buscar el estilo adecuado de vuestra compañía.

Una vez clara la estrategia interna, tras haber preparado a nuestra organización y sus personas, el siguiente paso es crear la cultura y acostumbrar a nuestro público objetivo de nuestra presencia en la Web 2.0. La presencia corporativa en estas herramientas debe ser global para generar viralidad y visibilidad.

El tener presencia en la Web 2.0 para buscar personas o atraer perfiles profesionales de interés no consiste solamente en publicar nuestras ofertas de empleo, ni en contar las grandezas de nuestra corporación e intentar tapar las áreas a mejorar. La clave principal es generar conversación; se debe escuchar a las personas que tienen interés en nuestra organización, mostrarles los proyectos en los que trabaja vuestra organización, mencionar qué perfiles buscáis, consultarles qué opinan de vuestras empresas y fidelizar a las personas que puedan ser publico objetivo. Y eso, no se consigue simplemente por abrir una cuenta en una red. Las empresas tendréis que generar en la red debates y contenido de calidad donde expliquéis qué hacéis, cómo surgisteis, qué estáis haciendo ahora… Lógicamente, en función de las personas que podáis dedicar a estas áreas se podrá decidir en cuantas herramientas estar para buscar talento. La calidad, dedicación e inmediatez son fundamentales para que puedan tener éxito. El tener perfiles corporativos abandonados en la Web 2.0 es un error. Indica que uno quiere estar a la última pero no se lo ha tomado en serio. Estas herramientas no las podéis usar solamente de forma puntual cuando tengáis una oferta de trabajo y después dejarla sin uso durante días, semanas o meses.

El ser una empresa 2.0 en el área de selección y recursos humanos requiere diversificar al máximo y tenerlo integrado en vuestra organización. Igualmente, la presencia en estas herramientas debe venir reforzada por eventos 1.0 con vuestro futuro talento. Es decir, hacer una jornada de puertas abiertas donde mostréis lo que hacéis, el tipo de personas que buscáis y podáis generar un debate con ellos. Otra idea muy buena es generar lluvias de ideas externas o concursos donde las personas con inquietud puedan presentaros ideas sobre mejoras en vuestros productos o procedimientos. Y la red es un buen sitio donde comenzar a mover este tipo de iniciativas colaborativas.

Las empresas a veces tienden a centrarse en mostrar una serie de datos de aquellas actividades que hacen, pero hoy en día, es más importante mostrar  el cómo se hacen las cosas. Por lo que es una buena herramienta poder contar con videos corporativos donde mostremos nuestras empresas, a nuestras personas y lo que nos interesa para llegar a todo tipo de personas.

Actualmente, el tener una página de empresa en alguna red profesional es vital para poder difundir la compañía y que el exterior pueda ver cómo se trabaja en la empresa. Si os veis con las habilidades adecuadas, podríais tener un grupo de empresa abierto a todos los candidatos, donde interactuéis con ellos por temas relacionados con vuestra empresa, resolváis dudas de todo tipo y debatáis con las personas sobre cosas que pueden daros pautas para identificar a las personas por lo que saben y os muestran. La conversación debe ser reciproca y no solamente unidireccional. Debemos responder a las personas que nos preguntan o que responden a lo que plateamos y se debe hacer con celeridad porque la inmediatez y cercanía es clave.

Idealmente, vosotros podréis encontrar en la red a los candidatos que encajan con las actitudes, valores y competencias que requerís. El encontrar a las personas más adecuadas en estas herramientas es un proceso continuo que puede comenzar en cualquier momento, con independencia de que no se precisen personas en ese preciso momento en vuestra compañía. El resultar atrayente es algo que cuesta y que se debe hacer en los buenos y en los malos momentos; a veces podemos darnos cuenta de que precisamos un tipo de perfil porque lo encontramos de casualidad en estas herramientas.

También ayudará que las personas claves en la organización gestionen en estas redes sus perfiles vinculados a vuestra compañía y que el futuro talento pueda identificar a las personas que están detrás de vuestra presencia en la red.

Nuestros comienzos en estas nuevas herramientas de reclutamiento no son fáciles y al principio nos costará fidelizar a las personas que encajan con nuestra marca empresarial, con independencia de que estemos en los canales donde nuestro público objetivo tenga presencia. La clave es generar conversaciones, poner información de interés y resolver dudas de forma continua y constante. No hacemos nada con poner muchas cosas un día y después desaparecer de estos canales de forma indefinida hasta que nos vuelva a interesar.

Muchas empresas se preguntarán si es obligatorio tener presencia en estas herramientas para reclutar.  Lógicamente, la respuesta es que no y que dependerá del enfoque que quieran implementar a su organización. Eso sí, este tipo de herramientas permite personalizar la búsqueda y adaptarla a lo que necesitemos en cada momento. Podemos buscar personas variadas y conversar con ellas sobre muchas cosas que nos proporcione mucha información.

Por eso, recomiendo que la gestión de estos canales se haga por personal interno formado porque externalizarlo le resta de personalidad y naturalidad, al menos al principio.

Es muy triste que muchos profesionales de recursos humanos digan que estas herramientas no sirven para nada porque hace tiempo no existían. Tampoco existían los móviles… y mira tú como estamos. Totalmente enganchados.

En la sociedad global en la que vivimos, estar dispuesto a cambiar, adaptarse y evolucionar a las nuevas herramientas y tendencias es importante para llegar al talento. Buscar personas en estos nuevos canales requiere colaborar, participar, dialogar y experimentar con las personas que algún día puedan formar parte de nuestras compañías. El reclutamiento es cada vez más compartir y buscar puntos en común y ver qué nos puede ofrecer el candidato y qué puede ofrecer la empresa al candidato.

Por ello, como directrices a seguir a las empresas, para comenzar a buscar personas en estos canales debéis: analizar, planificar y desarrollar vuestra estrategia en primer lugar. Luego el siguiente paso es comenzar a priorizar los canales en los cuales queréis tener presencia e ir consolidándose en uno antes de comenzar en otro. Es importante mostrar el lado humano de las empresas en estos nuevos canales y personalizar el trato y el enfoque.

No he nombrado herramientas concretas para buscar personas porque estas van cambiando en poco tiempo; lo importante no son los nombres de estas aplicaciones sino lo que nos aportan estos canales como medio para vivir una nueva experiencia con nuestras personas.

Muchas empresas se niegan aun a lanzarse a estos canales porque les da miedo y piensan que son un ladrón de tiempo; la efectividad o no del uso dependerá de la estrategia que decidamos seguir. Ésta obviamente se debe ir cambiando en función de que alcancemos o no los objetivos que nos plateamos en estos nuevos canales. Es decir, que debemos medir nuestro periplo en estos canales para llegar a lo que necesitamos.

Para usar estas herramientas tenéis que estar convencidos de que os van a ayudar y que es necesario implementarlas en vuestra estrategia. No importa que tardéis en comenzar, la cuestión es hacerlo poco a poco, con planes claros y realistas.

Posts Relacionados:

  • ¿POR QUÉ MOTIVO SEGUÍS DANDO LA ESPALDA A LA WEB 2.0 EN…
  • ¿QUÉ ESTRATEGIA TIENE VUESTRA EMPRESA EN POLÍTICA DE…
  • ¿CON QUÉ FINALIDAD QUIERES ABRIRTE UN PERFIL PROFESIONAL…
  • ¿QUÉ ESTRATEGIA SEGUÍS EN VUESTRA BÚSQUEDA DE EMPLEO?
  • ¿CUÁNTAS EMPRESAS CONOCÉIS QUE AUN RECOJAN PERFILES…

Autor: Juan Martinez de Salinas

El auge en el uso del mundo online

En lo que se entiende como ‘la Web’, se han visto un montón de cambios a lo largo de la última década.

Desde las famosa burbuja de las .com, sol superada por la burbuja inmobiliaria, hasta el boom más reciente de las redes sociales como lugares de intercambio de conocimiento colectivo.

MySpace cayó con la llegada de Facebook, y a esto le acompañaron los nacimientos de otros grandes social media que se han convertido en los gigantes del momento. Ha sido el nacimiento del marketing online.

Esto ha convertisdo a este basto territorio que es la web en un campo de batalla para las firmas y la forma de comercializar sus productos, unidos a los nuevos perfiles de clientes con los que nos encontramos hoy en día.

Pero lo que queda claro es que esto ocurre de forma exponencial y el nuevo mundo comercial es global y en el juegan un papel indispensable las diferentes plataformas sociales.

Más pronto que tarde, parece que todas las empresas deberán de entrar ‘por el aro’ de los nuevos medios de comunicación social y de eso deducimos que, dependiendo de la forma que este tránsito se realice, muchas de ellas saldrán potenciadas mientras que otras tendrán serios problemas de subsistencia.

Preocupándonos por el contenido de nuestra web o blog

Si sois de los que opinan que en esto de los social media lo importante es compartir, pero sobre todo, el qué compartir, o sea, el contenido, que sepáis que hoy nos vamos a preocupar por eso, por cómo crear contenido o como enfocarlo para que resulte atractivo a tus seguidores, fans, followers o a la comunidad en general.

Compartir por compartir lleva aparejada una saturación de información en tus seguidores que puede llegar a incomodarlos, por eso es bueno tener unas pautas de como crear un contenido atractivo y de cómo compartirlo de la forma adecuada.


1. Aporta tu grano de arena siempre


Es raro encontrar algo que no se haya tocado en Internet y más cuando hablamos de temas de social media por ejemplo que están tan de moda. Ahora bien, los enfoques o puntos de vista en el que tocas determinados contenidos aportan e en sí novedad y valor a lo que cuentas y compartes. Por ejemplo, es cierto que la moda ahora es Pinterest surgiendo muchos contenidos de como funciona la plataforma. Aunque suene repetitivo, puedes hacer un post compartiendo tu propia experiencia dentro de esa plataforma social, ya que ese si que será un contenido único ya que lo que te ocurre a tí no le ocurre a otra gente de la misma manera y siempre puedes aportar valor con tu contenido compartido a alguien.

Muchos Internautas gustan de leer contenidos en primera persona, vivencias y experiencias escritas por los que las realizan. Con esto no quiere decir que no puedas hacer un mix entre contenido ya publicado y aportar tu valor a mayores, un punto de vista distinto o una utilidad diferente. Pero recuerda que en estos casos es mejor compartir que copiar. Reconocer el mérito a otra persona por lo que ha compartido te hace más humano y eso implica mejor predisposición de los seguidores a interactuar contigo y con tu contenido.

Ser parte del contenido es mucho mejor que sencillamente copiarlo y pegarlo, aunque esto, con un reconcimiento a quien lo ha hecho primero es también muy útil.


2. Seguir un esquema


Los humanos somos gentes de costumbres y no iban a ser menos los Internautas, nuestros fans o followers. Tu comunidad espera cierta regularidad en los contenidos que le aportas (además de coherencia lógicamente) y te recompensará por ello. 

Ojo, no debemos dejarnos ‘la vida’ en ello, pero si realizar una programación de los contenidos a compartir patra que los seguidores se adapten y sepan de antemanao cuando será el momento en que queremos compartir algo con ellos y estén a la expectativa.

Lo que está claro es que la regularidad también te traerá nuevos seguidores o followers, así como consguirá fidelizar a los ya existentes.


3. Emplea diferentes redes para mover tu mensaje


Hoy hay que salir a buscar a tus seguidores, y si eres una organización, a los clientes. Ya no llegan tan fácil como llegaban, con lo cual no puedes centrarte en una única vía de captación de followers. Hay que diversificar el esfuerzo que hacemos en los social media empleando diferentes plataformas. Ya hablamos en noviembre pasado de las nuevas redes que podían aportar tráfico a tu web o blog. Por ejemplo, la moda de Pinterest hace necesario tu presencia. Si lo que quieres es transmitir un video, Youtube es más que necesario.

Lo que está claro es que debes de apostar por las plataformas donde están tus seguidores reales y por dónde están los potenciales, no cerrarse en banda a Facebook, Twitter o Google+ por ser las plataformas con más recorrido (a parte de LinkedIn).


4. Comprometerse y participar


Esa será la clave. Compartir personalizando, con un programa y utilizando diferentes plataformas no vale para nada si no nos comprometemos en satisfacer las necesidades de nuestra comunidad y no participamos en ella. Crear contenido y compartirlo implica el compartir el de los demás. Si recibes comentarios, deberás de comentar también tú. Si te hacen RTs, deberás de retweetear también.

Esto de los social media se basa en compartir e interactuar, con lo cual humanizarse, tanto en el contenido a aportar como en la relación con tu comunidad será algo indispensable.

3 Errores de escritura que perjudican a una pequeña empresa

Hoy por hoy los social media han conseguido una cosa hsta hace poco impensable y era que una pequeña empresa podría llegar a alcanzar la misma presencia online que una empresa grande o multinacional. La interacción interpersonal se lleva a cabo cada día más a través de Internet y es aquñí donde una pyme puede conseguir una fuerte presencia.

Para esto necesita que su sitio (web, blog,…) sea una instantánea de la empresa, el canal por donde entren los clientes y consumidores de tu marca y sobre todo, donde puedas influenciar en ellos y generar la confianza para fidelizarlos.

Por esto se hace imprescindible que evites tres errores muy comunes a la hora de redactar tu contenido (y ojo que quién esté libre de pecado tire la primera piedra):

  1. Puntuacion incorrecta o no. Una coma que falta o colocada de forma incorrecta puede cambiar todo el significado de una oración. Tambié un exceso de celo en el uso de signos de exclamación puede hacer cansina y poco profesional para quien visita por primera vez la web de nuestro negocio.
  2. Mezclar homófonos. Dos, también, para. Que, entonces. Tu, eres tú. Afectan, el efecto. Al escribir, muchas veces tendemos a poner lo que decimos al hablar, y esto conlleva el riesgo a cometer errores. Además, para evitar esto, usamos homófonos y solemos hacerlo de forma incorrecta lo que denota una menor preocupación por lo que leen nuestros visitantes, incluso dar un significado distinto de lo que realmente quieres decir.
  3. Escribir bloques gruesos de texto sin ningún tipo de atractivo visual. Aunque no es un error gramatical, una mala formación de los párrafos o no cuidar su estructura visual de un puede ser algo irritante para el lector. Al visitar el sitio web de una empresa, los lectores no quieren leer una novela. No hay que usar ni más ni menos que por ejmplo los 1490 caracteres de Twitter. Podemos poner nuestro estado en una o dos frases. Las visitas a nuestar web quieren una información rápida y accesible y que sea capaz de decirle lo que necesitan saber sin tener que buscar a través de bloques de texto para llegar a ello.

Hay que evitar con estos errores el que se envíe un mensaje de descuido o negligencia a tus lectores. Todos hemos cometido errores, pero hay que preocuparse por evitarlos y no repetirlos porque no es raro que los consumidores dejen de visitar una página web después de encontrar a algunos de estos errores de forma reiterada.

El subconsciente en el proceso del pensamiento para muchos consumidores es que si la empresa no puede ni siquiera revisar su página web, ¿por qué debería confiar en ellos para darme el mejor servicio posible?

Para garantizar la página web de una pequeña empresa y que el contenido online se presente de forma adecuada a los potenciales clientes y consumidores con la mejor imagen posible de nosotros mismo, deberemos de tener cuidado para evitar errores de escritura, aparentemente pequeños errores. La gente verá lo mucho que te preocupas por tu presentación como un indicador de cómo vas a cuidar de ellos si deciden que seas su negocio o su empresa.