Yo como en el 1.0, ¿y tú?

Llevo mucho, pero que mucho tiempo, dándole vueltas a esta entrada para enfocarla del modo adecuado y creo que ya he dado con ello, sobre todo gracias al video que os dejo al final (ya lo veréis, no tengais prisa).

Y es que mucho se ha hablado tanto en este blog como en otros muchos del ‘espíritu dospuntocerista’ con el que estoy completamente de acuerdo: compartir conocimiento, altruismo, enriquecimiento personal,….

Muchas son las ideas y comportamientos que están aparejados a este llamémosle ‘movimiento’, que bien se podría definir más como ‘un estilo de vida’ o ‘otra forma de ver las cosas’. 

Cada día, en este blog, en el Twitter o en cualquier otra herramienta 2.0 se puede palpar este espíritu y es algo que me alegra muchísimo.

Pero puestos a analizar todas las situaciones me he decantado por el título ‘Yo como en el 1.0, ¿y tú?’, porque quiero destacar la dualidad que se da en este entorno colaborativo del 2.0.

Que si más followers en Facebook, que si más seguidores en Twitter,…, ¿y para qué? ¿Acaso cuándo haces un curriculum para una oferta de empleo pones que posees 3.000 followers?

Entonces, ¿qué está ocurriendo con esto de las nuevas herramientas 2.0?

A mi modo de ver lo que pasa es que hay dos figuras: los que realmente disfrutan con el hecho de compartir conocimiento, que por norma general suelen tener las habichuelas calientes en el 1.0 y los que usan estas herramietas como medio de conseguir las habichuelas que no poseen en el 1.0.

Ambas, no me cabe duda, comparten en esencia el espíritu de estas nuevas herramientas, pero su utilización varía ya que su finalidad última no es la misma. Y eso es algo lícito, pese a que repito que el espíritu es el mismo.

Y es que a fin de cuentas, el comer es una necesidad fisiológica y el alimento del espíritu es cosa muy distinta.

Pero el problema no está en los que emplean estas herramientas en cualquiera de las dos actitudes anteriores, sino más bien en quien se aprovecha de este espíritu en propio beneficio sin que medie ningún afán de compartir conocimientos o establecer un enriquecimiento mutuo.

Y es que una cosa es poseer un espíritu altruista y otra es querer aprovecharse de quien posee este espíritu.

Es momento de ver el video: Visto en Sucede.es

 

 

Siempre he dicho que cada persona busca en el mundo 2.0 lo que quiere y por lo tanto cultiva las relaciones para conseguirlo, pero siempre bajo la premisa de ganar-ganar, de un enriquecimiento mutuo de las partes de cada relación.

Cuando alguien tensa la cuerda sin poseer el espíritu de compartir, no es que esté metido en las herramientas 2.0, sencillamente se quiere aprovechar de quien si posee ese espíritu.

Y es cuando le recuerdo : ‘Yo como en el 1.0, ¿y tú?’ a lo que su respuesta sin duda será: ‘También’.

7 comments

  1. Formación y Talento dice:

    Hola Jose Luis; uno de los problemas, al respecto de lo que planteas sobre los followers en el curriculum, es que no hay un criterio único sobre qué significa tener más o menos seguidores: a unos les puede parecer que eres gurú y a otros les puedes parecer una persona a seguir porque eres interesante….

    En todo caso, como le decía a Juan Martinez el otro día, se confunde colaborar con “trabajar gratis”, y creo que los voluntarismos son para quienes quieran ser voluntarios, no para los que quieran vivir de su trabajo.

    Un saludo, Oliver

  2. Pues lo has bordado José Luis. Tienes toda la razón, pero yo creo que no solo es cuestión del 2.0 esto pasa en todos los lados como se explica en el video y es que en lugar de la cultura win to win , parece muchas veces que estamos en la cultura “yo gano y te la meto doblada.”

    El video me ha parecido fantástico. Y lo de los followers en el cv simplemente genial.
    Un abrazo

  3. Jejeje!!! Me alegro de que te guste amigo Fernando.

    Lo que está claro que no se si es nuestro caracter latino, pero nos encanta que las cosas nos slagan bien y a poder ser que a los demás les vaya mal.

    Creo que es que disfrutamos con el mal ajeno como forma de ‘crecernos’, cuando realmente, si todos crecen eso repercutira en nosotros.

    Pero está claro que no es asi en la vida real en muchos casos.

    Pronto importaran mas los seguidores que la formación en los curriculums, 🙂

    Un saludo

  4. Buenas amigo Oliver.

    Cierto. Además lo que influye es la situación personal de cada uno. Habrá quein estaria encantado de colaborar pero su situación personal se lo impide, por ejemplo. Eso no quiere decir que no tenga espíritu dospuntocerista, es que sencillamente no puede.

    Lo que si es peor, es el hecho de que haya quien se quiera aprovechar de este espíritu sin escrúpulos.

    Un saludo amigo

  5. begoña dice:

    Buenos días, Jose Luis.

    No lo podrías haber descrito mejor; esa es la idea que desde hace meses, cuando han salido a colación temas sobre el altruismo, quería transmitir; que el altruismo está muy bien, pero ojo con aquellos que se aprovechan cuando les va bien, y del mismo modo se desentienden, aplicando la cultura del “fast-food” a colación del artículo de Agustí López (hoy uso porque necesito, mañana tiro porque no tengo necesidad o ya la tengo cubierta).

    Me quedo con la frase de Fernando (con su permiso, la añado a mi colección personal – Filosofía Coveyana del win $ win adaptada a la realidad) :“yo gano y te la meto doblada”.

    De todos modos, si lo analizamos a fondo, si alguien detecta esta actitud con otra persona, es responsable en cierto modo si la permite , dado que puede controlar hasta qué punto pueden o no aprovecharse de uno; y estar alerta o ser conscientes no me parece una actitud egoísta o de falta de altruismo, sino no ser un iluso. Sucede igual que con el dicho: Dos no se pelean si uno no quiere; pues bien, uno no se aprovecha si el otro no se deja. A fin de cuentas, quienes más pierden son los que la secundan, ya que la vida es un pañuelo y el pan de hoy puede convertirse en hambre para mañana, dado que todos tenemos memoria a no ser que desarrollemos una enfermedad mental degenerativa. La observación de primera mano por uno mismo y el “boca a boca” siguen siendo hábitos altamente efectivos.

    Un abrazo.

  6. Me encanta amiga Begóña que menciones a Covey, porque su máxima es la ‘eficiencia’, es decir, la obtencion del mejor resultado posibles con el esfuerzo realizado.

    Con lo cual, se exige un esfuerzo para obtener el resultado. La gente que se aprovecha del 2.0 es la de obtencion de un lucro sin esfuerzo, con lo cual eficiencia no se puede decir que tengan porque no realiza ningún esfuerzo.

    Aún asi, despues de este pequeño rollo, lo que está claro es que a la gente le gusta obtener las cosas sin esfuerzo y alardear de ello (aprovecharse) y que esta en nuestra mano el pararles los pies.

    Un beso

  7. Genera confianza siendo más abierto - Personas y Equipos Productivos dice:

    […] – Socializar más y mejor. “Obligarse” a estar con otras personas y a establecer conversaciones. Si ayuda, planificarlas… pero introducirlas con frecuencia en la agenda. No caer en el error de pensar que es suficiente con las relaciones 2.0: sobre todo se trata de fomentar relaciones 1.0 “face to face”. […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *