Tag Archive for momento

¿Cuándo es mejor tweetear?

Si hace unos días hablamos de como se podía retweetear, hoy vamos a comentar cuándo es mejor tweetear.

Nosotros teníamos unas ideas basadas en nuestra experiencia y en observar el TL viendo pasar tweets y retweetes, pero mucho de lo que creíamos nos lo ha confrmado un estudio realizado por SocialBro que recomendamos como herramienta para manejar tu comunidad en Twitter de forma casi vital.

Y es que cualquiera que esté en los medios de comunicación social, y en concreto en Twitter, querría saber o tener la clave de cuando sería el momento perfecto para mandar su tweet y consiguiene la viralidad e impacto deseado. Pero además también le gustará saber cual es el mejor momento para interactuar con tu comunidad de seguidores y la mejor manera para ello.

Cierto es que cada cuenta Twitter posee su propia comunidad y sus características determinadas, con lo cual las genralizaciones no son buenas, pero no dejan de ser generalidades y por lo tanto conductas reiterativas que ayudan a determinar comportamientos.

SocialBro posee una herramienta que denomina ‘El mejor momento para Tweetear’ y a través de ella se han obtenido estos resultados. Esta herramienta se puede ver en el panel de control de su herramienta, con lo cual cada comunidad de seguidores Twitter tiene sus peculiaridades. Se ve cuando tus seguidores están online, cuando tienes más menciones, más retweeteos,…, pudiendo generar un análisis de una lista de tus mejores 100 followers (versión de prueba gratuita).

Lo primero que haces es slicitar un informe (2 horas más o menos tarda) que se te remite por email y posteriomente lo tendrás en el panel de control durante una semana.

Estadísticas: (Cada cuenta Twitter posee características diferentes avisamos)

1º ¿Cuándo están tus followers conectados?

Vemos en que momento de la semana tienes a tus seguidores conectados, con lo cual es un primer paso para conseguir un mayor impacto y viralidad en lo que tweeteas. Los puntos negros indican los mejores momentos de más conexión de seguidores tanto de las 24 horas siguientes como del resto de la semana.


También se pueden ver por horas del día.


O incluso que días de la semana están más conectados.


Una medida que une el nivel de seguidores activos por día y hora de la semana completa el mapa de psobilidades de impacto con tus tweets. Si quieres ver una fecha, dia u hora determinada basta con que clickees en el día escogido.



Y pasamos a algo de lo más deseado por toda cuenta Twitter, ¿cuándo me mencionan y me retweetean?

Aquí podemos ver las horas y días de la semana que más menciones o más nos retweetean. Lo que nos permitirá saber con exactitud que hemos tweeteado para saber que gusta a nuestros followers.


Podemos ver el número de menciones y retweets por hora y día de la semana, que sería el complemento perfecto para planificar nuestros tweets en fucnión de nuestra comunidad de seguidores.

Pinchando en el gráfico en cada día podemos analizarlo de forma individualizada.



También podemos obtener el potencial alcance de tus tweets agrupados por horas y días de la semana. Este potencial se calcula sumando el comportamiento de las cuentas de todos los followers que te han retweeteado.



Como útlima herramienta podemos tener una ‘Tag Clouds’, o sea, una nube de etiquetas que permite dar respuesta a:

  1. Qué se comenta en nustra comunidad.
  2. Qué está compartiendo además de comentar.
  3. Cuáles son las tendencias (trend topics) de tu comunidad.

La importancia de las cosas

LA IMPORTANCIA DE LAS COSAS

El mundo en que vivimos no es justo. La falta de justicia es algo que cuesta poco observar si nos detenemos y miramos a nuestro alrededor: guerras donde mueren miles de inocentes, niños a quienes el hambre deforma horriblemente sus peque­ños cuerpos, asesinatos en nombre de no se sabe qué dioses… Además de esta falta de justicia, los seremos humanos compli­camos aún más las cosas y nos dedicamos a perder el tiempo en luchas fratricidas que no llevan a ninguna parte, salvo a hacer más difícil la convivencia.

Posiblemente el mundo en que vivimos no es el mejor mundo de los posibles; seguro que seríamos capaces de imaginar uno mejor. Frente a pequeños momentos de relativa felicidad apa­rece más pronto o más tarde la miseria humana en toda su cabeza: la enfermedad, la pobreza, la tristeza, el terror, la muerte. Pero es el mundo que tenemos y de nosotros depende mejo­rarlo en la medida de nuestras posibilidades.

Quizá debiéramos detenernos por unos instantes y analizar cuidadosamente nuestras vidas. Descubriríamos entonces todas aquellas cosas a las que damos una desmesurada importancia y que en realidad no la tienen. Nos haríamos conscientes de nues­tra humana tendencia. a magnificar lo que nos ocurre y tal vez nos preguntaríamos: ¿¡Hay motivos!? Cerraríamos entonces los ojos y veríamos en nuestra mente ese problema que nos quita el sueño, y al abrirlos de nuevo resultaría que no es tan grave, que en realidad ni siquiera es un problema. ¡Qué paradoja!

La relatividad de las cosas zumba constantemente a nuestro alrededor, pero no nos damos cuenta; estamos tan concentra­dos viviendo nuestras vidas y pensando en lo graves que son nuestros problemas, que no percibimos que las cosas pueden ser mucho más sencillas, que somos nosotros quienes las com­plicamos.

Puede parecernos importante no tener dinero para salir de vacaciones, pero es más importante quedarse sin trabajo y que entonces falte el dinero para comer, y aún es más importante si a esto último añadimos la presencia de una enfermedad incura­ble. Y así hasta el infinito: siempre habrá una cosa más impor­tante que otra.

Recordemos que todo es relativo, que en la vida las cosas solo son importantes porque nosotros pensamos que lo son, pero no porque necesariamente lo sean. No malgastemos nuestro precioso tiempo en «rumiaciones» inútiles sobre todas nuestras desdichas y dediquémonos a vivir, a disfrutar de cada momen­to presente procurando encarar nuestra efímera existencia con el mejor talante posible. Muchas veces se es más feliz con menos que con más, con menos dinero pero con más disposición para disfrutar con las personas que queremos, con menos trabajo pero con más tiempo para dedicado a las cosas que nos gustan.

La verdad es que el tiempo pasa tremendamente deprisa y cabe que, llegado un momento, echemos la vista atrás y nos pre­guntemos qué hemos estado haciendo con nuestras vidas.

Read more