Liderazgo Creativo: «El arte de dar sentido»

Dado que para mi desgracia en los tiempos que corren estoy teniendo mucho tiempo libre,  parte de él lo estoy empleando en leer. Y rebuscando me he encontrado con el tema que arriba os comento «El Liderazgo Creativo». Y he sacado estas ideas.

 Basarse en fórmulas y sobre lo probado y verdadero es un enfoque ciertamente razonable para un lider que debe de resolver un problema, y más en los tiempos que corren. Sin embargo resover muchos de los complejos problemas de hoy en día (dándote ventajas competitivas con ello) requiere algo más. Aquí es donde entra a jugar la idea de «Liderazgo Creativo». Los líderes de hoy en día y por lo tanto los que se van a enfrentar al mundo en le tercer milenio, necsitan desarrollar un nuevo conjunto de competencias que incluyan «prestar atención», «pesonalizar», «elaborar representaciones y juegos de rol», «instaurar procesos de investigación en grupo» y «desarrollar algunas habilidades especiales que ya posean como s¡figura de líderes (que no jefes) que ya son». Todo esto, dentro de un espíritu general de afrontar todos los aspectos de la gestión desde una forma de pensar original y creativa.

Liderazgo Creativo

RASGOS NECESARIOS DEL LIDER DEL TERCER MILENIO

Más allá del interesante estudio empírico sobre el “manager” mundial dirigido por la profesora Rosabeth Moss Kanter de la Harvard Business School, la principal característica del futuro “jefe”, es su capacidad para combinar las actitudes y habilidades propias del directivo-ejecutivo, con las del directivo-líder. En otras palabras, es alguien que es a la vez tecnólogo (o meta-técnico) y humanólogo, que -fiel al teorema de Gödel- va más allá de las meras habilidades tecnológicas (no necesita ser un técnico) y de los eruditos planteamientos humanísticos. Conocedor de la persona y potenciador de sus valores, sabe utilizar la tecnología al servicio de la misma. (Max de Pree 1989, Blumen 1996)

Es su misión el reducir incertidumbres clarificando opciones. El Líder dota de significado a los acontecimientos, sólo él puede interpretar operativamente el vocablo crisis no en el sentido de desplome (“break down”) sino en el más dinamógeno de superación (“break through”).

Si quisiésemos explicar en diez puntos los rasgos característicos del líder que demandan los nuevos tiempos podrían muy bien ser los siguientes:

1. APERTURA. Denota un interés por todo lo específicamente humano, lo que le lleva a estar atento/a a los nuevos avances y tendencias. Le caracteriza la capacidad de aprendizaje.

2. VISION. Sabe analizar fenómenos y distinguir lo esencial de lo adjetivo. Su visión es global (transnacional) y prospectiva o anticipativa, no solamente adaptativa.

3. CREATIVO E INNOVADOR. No se mantiene enganchado a lo caduco, recoge lo valioso y lo potencia y crea formas nuevas a través de un enfoque dialógico.

4. CREA SINERGIAS. Conocedor del valor supremo de la interdependencia, sabe buscar acuerdos (dentro y fuera de la empresa, organización, etc.) y crear equipos motivados. Buen comunicador.

5. ACCION ORIENTADA A RESULTADOS. Impulsa las potencialidades de sus colaboradores, llevándoles a concentrarse en objetivos y metas más que en problemas. Racionaliza la complejidad diseñando medidas para reducirla a un conjunto de planes viables motivadores de la acción.

6. ASUME RIESGOS reduciendo la incertidumbre. Transmite una imagen de serenidad que brota de la confianza en sí mismo/a y en los demás y de una aceptación de riesgos calculados.

7. COMPROMISO ETICO. Sabe armonizar intereses personales, corporativos y societales, actuando con transparencia para optimizar su creatividad y la de sus colaboradores.

8. IDENTIDAD/INTEGRIDAD o coherencia entre lo que piensa, dice y hace. Le lleva al auto-conocimiento y autonomía personal y a actuar desde sus valores y prioridades. Ello proporciona el reconocimiento por parte de los otros.

9. AUTORIDAD. Surge de su integridad reconocida y otorgada por lo demás. Le configura un poder personal más profundo que el poder formal del cargo.

10. ARQUITECTO SOCIAL. Posee visión sistémica, más allá de los paradigmas al uso. Esa visión, unida a su familiaridad con los procesos multifacetarios le lleva a diseñar y manejar el cambio en los planos personal, organizacional y societal.

Fuentes:

Prof. Dr. César Díaz-Carrera

Rosabeth Moss Kanter

Max de Pree