La motivacion empieza por uno mismo

No caer en el desanimo, no flaquear en el empeno, no perder de vista el objetivo,…., son algunas de las cosas que os podria decir para conseguir motivar. Este articulo junta las dos caras de la motivacion: la propia y la que te proporcionan los demas.

Yo soy de la idea de Maslow, de que los humanos nos movemos por necesidades y no voy a entrar en el detalle de la clasificacion que hace este autor porque es algo muy sabido por todos. Lo que me imorta mas es la idea de que cubrir esas necesidades, sean cuales sean, es la motivacion interna nuestra que poseemos.

Si yo no tengo necesidades que alcanzar, cubrir o mantener, carecere de motivacion para seguir haciendo lo que hago. No conozco a nadie que trabaje sino es para cubrir alguna necesidad sea del tio que sea. El cubrir esa necesidad es por lo tanto nuestra motivacion.

Esto es lo que yo llamo “motivacion interna“. Malo de aquel que no posea esta motivacion, ya que carecer de ella significa la imposibilidad de generar expectativas y por lo tanto de motivarse en alcanzarlas. 

Entrando en el segundo tipo de motivacion, lo que se denomina motivacion externa”, esta es la que me viene dada o influida por el entorno. La familia, los amigos, el superior jerarquico, tus propios companeros de trabajo… Todos juntos generan en tu forma de ser lo que es la motivacion externa.

Unamos las dos ideas en la figura de una persona en su puesto de trabajo. De un lado, el trabajador quiere estar motivado en lo que hace, porque sino no estar a gusto en su puesto. Buscara cubrir unas necesidades que le generen expectativas de exito. Si sus expectativas no se cumplen y su necesidad no queda cubierta, la desmotivacion aparecera.

De otro lado la empresa, personificada en la figura del “superior jerarquico”. Sabe que, empleados motivados producen mas, por lo tanto uno de sus cometidos es “tener a la gente contenta”, crear un buen clima de trabajo.

La pregunta importante viene ahora pero primero os dejo una historia:

Tres hombres están trabajando en la construcción de un edificio. Alguien que es un observador externo se dirige a ellos y les pregunta ‘¿qué están ustedes haciendo?’
El primero, casi sin inmutarse, le responde: ‘Aquí estoy poniendo ladrillos’
El segundo, levantando la cabeza y dejando a un lado por un momento su actividad, le comenta: ‘Estamos construyendo un muro’

El tercero, orgulloso de su trabajo, afirma: ‘Construimos la iglesia de mi pueblo’

¿Que es mas importante para la organizacion, tener empleados que se sepan motivarse ellos mismos o tener un superior que sepa motivar a su equipo?

Lo primero es fundamental. Si el empleado no esta motivado por si mismo, poco puede hacer el superior (llamemosle “jefe”). ¿Alguien sabe lo que es intentar motivar a un subordinado que sabes a ciencia cierta que no tiene ninguna motivacion en su trabajo?

A mi me paso una vez. Una empresa me ofrecio un puesto de direccion comercial a cargo de 5 comerciales veteranos. Sin levantarse de cama todos pasaban de 3.OOO euros al mes de comisiones y no se les podia echar de la empresa. Mi cometido era motivarlos para que vendiesen mas lo que supondria para ellos un incremento en su remuneracion de menos del 1O% y un esfuerzo de ventas que no compensaba esos ingresos a mayores. No acepte el puesto, entre otras cosas porque no me supo motivar a mi el entrevistador, ya que me dijo que cualquiera de ellos iba a cobrar siempre mas que yo. Trabajo muy dificil y poco gratificante.

Vamos a lo segundo, empleados motivados y con necesidades por cubrir. El jefe tiene el campo abonado. Le basta con conocer que es lo que motiva a cada uno de los miembros de su equipo para saber explotarlo y potenciarlo, sacando lo mejor de cada uno y generando la aparicion del buen clima laboral y el talento. El jefe tiene un doble cometido: por un lado, estar motivado para afrontar ese trabajo, y por otro el saber lo que motiva a sus empleados. Es decir, el motivarse a si mismo y a los demas. Si el no esta motivado, no conseguira motivar a su grupo.

Esto es lo que pasa en la mayor parte de los jefes de las empresas en este pais. Son “jefes desmotivados“. Se les dan cursos y formacion para saber dirigir a sus equipos, motivarlos, de habilidades comerciales y directivas, pero la mayor parte de ellos no estan motivados. Esta deberia ser la formacion inicial, el aprender a motivarse uno mismo.

Este es uno de los fracasos del mangement en este pais: directivos que no saben sacar lo mejor de ellos mismos porque no saben automotivarse, lo que lleva aparejado el no saber aprovechar el talento que posee su equipo.

La motivacion empieza por uno mismo.

6 comments

  1. Es que en nuestra cultura la motivación tiene raíces externas y muchas veces no nos auto motivamos esperando que dicho estímulo venga desde afuera.

    Los ejemplos que apuntas son tan comunes como las injusticias laborales que veo a diario, en donde por culpa de la legislación laboral vigente, en combinación con las condiciones de crisis actual, muchos empleados con potencial se largan de buenas empresas que no pueden mantener sus expectativas o por el contrario se quedan en ellas, pero descontentos; debido a que no hay más nada en que puedan trabajar.
    SM

  2. Tienes razon. Aqui se nos llena a todos la boca, y yo me incluyo, cuando hablamos de que “el lider” debe saber motivar, que motivando sale el talento,… y cosas similares, ero nunca decimos que ese lider tiene que estar a su vez motivado y asi la cadena sucesivamente. Si no esta automotivado, no creo que sea capaz a de motivar a nadie.

    Yo he estado en un sector en el que no influia tanto la valia, como el hecho de “parecer que valias”.
    La desmotivacion era absoluta, porque ver triunfar a quien no vale, o incluso cambiar de emresa con mejores condiciones sin tener motivo, te generaba una desmotivacion interna que daba igual el lider que te quisiera motivar.

    En fin, la vida suele ser muy injusta, por eso es tan importante la automotivacion creo yo.

    Un saludo

  3. Patricia dice:

    Por supuesto que la motivación empieza por uno mismo. Si no crees en tu proyecto, jamás lograrás tu objetivo.

    Actualmente estoy preparando oposiciones y tengo que estudiar más que en toda la carrera. Mi estado de ánimo es como una montaña rusa, ya que tengo que ser muy constante y ver resultados semanalmente, lo que es bastante duro. Sin motivación, sería imposible soportar y llegar al final de esta “carrera de fondo”.

    Tuve un trabajo de teleoperadora en el que estuve poco tiempo, pero diré que mi jefe directo sí estaba motivado y daba gusto trabajar con esa persona. Tratabas directamente y hablabas los problemas que surgian con naturalidad. Estaba a la misma altura.
    Su superior también era bastante accesible. Y el jefe de la empresa…sólo traté con él cuando finalizó mi contrato.

    Bien, cuento todo esto porque la jerarquía hace que el oxigeno vaya faltando a medida que se sube en la pirámide. O eso creo yo. Parece que el hecho de ser Superior en el aspecto laboral conlleva no poder mantener una conversación fluida con los subordinados.
    Supongo que la burocracia es un asunto pendiente en las organizaciones.

    No quiero extenderme mucho más, sólo para darte las gracias por tus artículos, que aunque dicen cosas que a mi me resultan obvias, me encanta leer y que reafirman mis pensamientos.

    Un abrazo!

  4. Buenas atricia.

    Has dado en dos clavos a la vez.

    El primero, es que las cosas son tan obvias que es cuando la gente las da por sabidas y las pasa or alto, como algo ya generalizado, y eso es un gran error.

    El segundo tienes razon, la piramide jerarquica se estrecha a medida que subes, estando la persona cada vez mas sola con lo que la comunicacion se hace mas dificil, ya que el superior de todo no esta acostumbrado ya a la comunicacion fluida. Es ley de vida, pero aun asi, hay jerarquias muy abiertas y en las que se puede hablar de todo con todos. No abundan eso si es verdad.

    Un beso

  5. ysabel dice:

    Pienso que la motivacion es como una enrredadera ,si encuentras al dueño de la empresa te saluda con mucho cariño, te hace sentir que eres parte de su grupo y que es un ser humano como tu; ese es tu día, tu estaras en la disponibilidad de seguir motivando a los demas. No creo que exista estatus,ni raza ,ni profesion que varia la cosas no hay primera ni segunda es tan facil.
    adios.

    • Buenas Ysabel.

      Tienes mucha razón en una cosa, si el ambiente es motivador, raro es que el empleado no se motive a si mimso y ayude a la motivación del equipo. Con los cual, ¿que nos cuesta un saludo diario, un buenos dias o algo que sirva para conseguir el buen clima laboral?

      Un abrazo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *