Lo que debería de hacer un político si se mete en los social media

Que es muy diferente de lo que realmente hacen a tenor de lo visto en las últimas elecciones generales que hemos celebrado en España.

Claro está que la mayoría de los políticos ven los social media una nueva forma de conseguir sus objetivos independienemente de lo que sus seguidores quieren aportar, además de tener en cuanta que a un porcentaje elevado de sus fans o followers les da igual lo que el político de turno diga el la Red. Esto es porque no tienen los políticos en los social media ni fans ni followers, sencillamente tienen fanáticos, cosa que es completemante contrario al espíritu 2.0 .

De hecho cada uno es libre de actuar como considere tanto en el mundo real como en el mundo 2.0, pero también nosotros somos libres de valorar estas actuaciones y calificarlas de ‘mala propaganda’ y no de presencia online.

No vamos a personalizar porque no queremos entrar en polémicas partidistas, pero si vamos a indicar cuales son los puntos que nosotros consideramos necesarios que debe de respetar un político en caso de decidir entrar en los social media.

Que los entiendan como consejos si quieren pero, sobre todo, que realicen un examen de conciencia para ver si están o no actuando de esta manera.

  • Respeta a tu público: Hay que mostrar la debida consideración de la privacidad de otros y temas que se consideran inflamatorios.
  • Se trata de una conversación: se supone que debe ser una conversación de dos vías y no sólo a gritar a la audiencia, la propaganda aquí no tiene cabida.
  • Respecto a su competencia, no pelees o lances ataques personales: Parece muy obvio y realmente no requiere ninguna explicación. 
  • Ser honesto y transparente: no ser astuto o taimado. No es cuestión de salir y decir cosas buenas sobre uno mismo y cosas malas de los demás.
  • Se tu mismo y respetuoso: los votantes ven tus trucos de marketing y hablar de eso, ¡¡seguro!! Se apasionado y deja que se muestre tu personalidad. Díficil se verá esto si encaragas a dos ‘manzanillos’ que gestionen tu cuenta Twitter por ejemplo sin interactuar tu personalmente.
  • Tener la información correcta: separa las opiniones de los hechos. Deja bien calro cuando opinas y cuando aportas algo concreto y comprobable.
  • Admitir los errores, pedir disculpas y corregir tus errores: no tenga smiedo de decir que te has equivocado, admitir los errores y corregirlos. Esto doy fe que no suelen hacer lo muchos políticos.
  • Piense dos veces antes de publicar: antes de publicar pensar en cómo se percibirá lo que digas ya que es lo que la gente va a ver como la realidad. El Internet no olvida fácilmente, tiene memoria a largo plazo. Asegúrate de que estás autorizado a publicar este contenido.
  • No mientas: es evidente que desde que está saliendo tu figura públicamente, ¿qué opinarías de un mentiroso?
  • Agregar valor: el tiempo de la gente es lo más valioso que tiene por lo que no lo desperdicies con soflamas propagandísticas.
  • Objetivo de Calidad y no Cantidad: ofrece tu contribución con contenido y contextualizada.
  • No hagas spam a tu público: si, tienes fanáticos que tragarán con todo lo que digas, pero no es la forma adecuada de incrementar tu comunidad.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *