Tendencias actuales y de lo que se habla

 12 visualizaciones totales

mercado laboral, ETT´s, formación , crisis ,productividad

Hoy me hago una reflexión tras leer los suplementos dominicales el el área de de economía y empleo de una serie de noticias que me han dejado ciertamente perplejo.

Se dice en una de ellas, que desde la llegada de la crisis, han aumentado las horas de formación a empleados en un 48%, además en base a los créditos formacionales de la Fundación Tripartita. Si me lo explican detenidamente a lo mejor lo llego a entender y puede que hasta me deje engañar, pero permitirme que de antemano dude de la veracidad de esta noticia. Está claro que cada uno quiere decir lo que quiere decir, pero realmente viendo al ritmo que las empresas están cerrando, se me antoja difícil de creer esta afirmación asi a la ligera.

Otra noticia, cuando menos preocupante es la de que esta crisis lo que ha traído consigo es la caída de las ETT´s, cosa que por otra parte es normal, ya que si se está echando de las empresas a los trabajadores temporales ¿para qué demandar los servicios de las ETT´s? Lo que realmente ocurre es que éstas está reconduciendo su actividad hacia otras áraes, como selección, outsourcing o formación, aprovechándose de su nombre para entrar en el mercado hasta ahora no muy frecuentado por ellas.

Otra noticia hacía referencia a lo que nos depararía el futuro del mercado laboral tras la crisis. Estará cargado de precariedad, temporalidad y mileurismo. Y por desgracia esa si que me lo creo.

‘No hay mal que 100 años dure…’ (Ni cuerpo que lo resista)

 14 visualizaciones totales

crisis, RRHH, paro ,desempleo , mercado laboral,networking
8 de agosto de 2007. BNP Paribas cierra dos Fondos de Inversión Inmobiliaria referenciados a hipotecas americanas y comienzan a llamarse subprime. El pánico sobre el mercado hipotecario americano surgió y todos sabemos ya como ha seguido la cosa.

Ya que hemos cumplido no hace muchos días dos años del comienzo de esta situación, creo que la ocasión merece el hacer una visión global de lo que se mueve o se ha movido hasta ahora el mundo de los RRHH y el mercado laboral.

Ya que es una «crisis internacional» es bueno referirnos a lo que ocurre en general en el mundo y luego ir al caso español.

RRHH por el mundo

Me acuerdo yo de los grandes contratos blindados a prominentes ejecutivos de entidades financieras con sueldos donde no cabían más «ceros a la derecha» y con unas «stock options» o «bonus» que cualquier mortal los hubiese deseado.

Muchos de estos fichajes han caído, pero no al suelo precisamente, sino a colchones de billetes de sus grandes indemnizaciones y ayudados por las inyecciones de los diferentes gobiernos del mundo. Ciertamente si el que mandaba realmente no se blindaba el puesto es que no valía para mandar.

El paro ha aumentado en todo el mundo con mayor o menor intensidad, pero es un hecho que el desempleo galopa a sus anchas.

Esto ha motivado que en el mercado laboral se haya dado una confluencia extraña: aumento de desempleados sin formación (mano de obra poco especializada procedente sobre todo de la industria) y aumento de desempleados con elevado nivel de formación procedentes de las cúpulas directivas de las empresas que van quebrando.

Sembrando vientos, recogeremos tempestades

 15 visualizaciones totales

Ayer tuve el placer (entre comillas) de leer un estudio sobre «Carreras & capital humano» en la edición impresa de El País en su sección Negocios del cual os dejo un enlace aquí en su versión digital. La pena es que en esta versión no aparecen los gáficos explicativos que aparecen en su versión física.

Cuando me refiero al placer lo hago por el hecho de que se confirma, muy a mi pesar, varios artículos que publique en este blog en octubre y noviembre sobre el futuro que le deparaba al sector de la formación.

Los presagios se confirman, cosa que no es bueno para profesionales como yo. Pero como se suele decir, «la razón no me la quita nadie» sobre lo que afirmaba en su momento.

Auguraba la desaparición de los perfiles profesionales como el mio, es decir, formadores freelance con una cartera de clientes determinada, pero supeditada a que todos continúen para poder sobrevivir. Añadía que estos clientes que «poseíamos» serían absorvidos por las grandes consultoras de formación, aunque fuera tirando los precios, como forma de romper el mercado y aglutinar una mayor cuota. Lo compensaban mandando a becarios y estudiantes en prácticas a impartir la formación, con lo que cobraban de menos a los clientes se compensaba con lo que pagaban de menos a los «primerizos».

También comentaba que las empresas reducirían a marchas forzadas sus presupuestos en formación cosa que al final será un gran error.

Pues a medida que la crisis se ha avalanzado sobre nosotros, las cosa se ha confirmado tal cual.

Dado que las crisis económicas son cíclicas, las medidas a tomar serán similares a las tomadas en las crisis de 1992 y 2002: congelar las contrataciones, recortar al máximo los eventos corporativos y reducir los bonus de la plantilla vinculados a resultados, los despidos de empleados a tiempo parcial y a tiempo completo. Mediadas más o menos por ese orden correlativo.

Y como no, una de las medidas estrella para afrontar la crisis es el recorte en los planes de formación de los empleados, a pesar de que los directivos han comprobado que no produce ningún impacto positivo en los resultados de las empresas y mucho menos en el compromiso de los trabajadores. Son el chocolate del loro.

El estudio arrojaba unos porcentajes significativos.

Frente a medidas que en el corto plazo eran positivas para las cifras de la empresa como por ejemplo la reducción de plantilla, hay otra medidas que ya ni en el corto plazo dan mejoras sino que incluso producen pérdidas.

Philip Kotler gurú del marketing, en sus tesis sobre las acciones que abocaban al fracaso de una empresa en los tiempos de crisis, situó como las dos primeras la reducción en gastos de márketing (publicidad básicamente) y la reducción en las partidas destinadas a la formación.

Pues como somos animales de costumbres, las acciones se vuelven a repetir pese a que se han demostrado que no son beneficiosas.

Según este estudio de El País, reducir en formación grupal (formación a todos los empleados) supone una caída en los resultados del 16%. Reducir en formación individual, principalmente a directivos (coaching) reduce los resultados en un 14% y reducir la plantilla de puestos directivos (puestos claves) supone una reducción en los resultados del 11%. Mientras, por otro lado, una reducción de la plantilla buscando criteriros de productividad, a corto plazo supone una mejora de los resultados de la empresa del 7% y el dejar de externalizar ciertas actividades de la empresa (marketing por ejemplo) un 5%.

Si es así, y esto se ha repetido en las últimas crisis (1992 y 2002), ¿por qué se vuelven a cometer los mismos errores?

Kotler y otros estudiosos del marketing decían que la formación y la publicidad son algo que es realmente difícil de cuantificar en que medida contribuyen a los resultados de las empresas. Por lo tanto, es lo primero que se tiende a reducir. Y la otra medida, la de reducir altos directivos, creen que por eliminar sueldos altos los resultados mejorarán y ocurre lo contrario, sueldos altos no quiere decir «caros» todo depende en que medidad contribuyen a generar riqueza a las empresas. Puede que sean más «caros» los sueldos de varios obreros sin cualificación.

La falta de formación (indiviudla y colectiva) lleva aparejado una serie de consecuencias incalculables para la empresa:

– Genera desconfianza en los trabajadores.

– Gerera o amplía la falta de compromiso con la empresa.

– Impide desarrollar al máximo el talento que cada empleado posee.

– Promueve la fuga de talentos hacia empresas en las que se les valore mejor.

– Impide la polivalencia funcional.

Todas estas consecuencias se verán en el corto plazo pero sobre todo en el medio y largo plazo, cuando se necesite incorporar a la plantilla a elementos que ya se tenían o que se tienen pero que no se les ha formado para ello. Implicará después un mayor coste de contratación a parte de una lucha entre empresas por captar el talento.

Los líderes de las empresa en tiempos de crisis son los que deben de «tomar el toro por los cuernos». Si tenían unos presupuestos para formación ( o para marketing), su objetivo es que no se vean reducidos. Si las empresas del entorno los reducen y ellos no, se puede obtener una ventaja competitiva interesante y mejor posicionamiento en el sector.

Si nos fijamos en las empresas que han triunfado en épocas de crisis y las que triunfarán en estas, son aquellas que han conseguido mantener los presupuestos para estas partidas, que son realmente inversiones que se verán en el medio plazo.

¿Alguien piensa que Coca Cola reduce la partida de publicidad o de formación por la crisis según el presupuesto que tenía fijado inicialmente?. Puede que no invierta más pero reducrilo seguro que no.

Los líderes están para algo y en buena lógica es en estos momentos cuando deben de analizar las cosecuencias de sus decisiones.

Lo que ocurre es que en este mundo tan competitivo somos unos cortoplacistas y no queremos ver más allá. Como dijo Keynes cuando le criticaban que recomendase el intervencionismo del Estado en la economía para salvarla en el corto plazo porque traería una época posterior inflaccionista:

«En el medio y largo plazo, todos muertos».

‘Estudio Anual Catenon de Satisfacción Laboral y Calidad de Vida 2009’

 26 visualizaciones totales

Buenas amigos.

Si os fijáteis, hasta hace pocos días, justo al lado de esta cabecera en la columna central había un link donde pinchando, podrías acceder a cubrir la encuesta del ‘Estudio Anual Catenon de Satisfacción Laboral y Calidad de Vida 2009’ .

Pues ya ha terminado y aquí van los resultados que ha arrojado, que por desgracia, con respecto a lo que se ve en la calle , no difieren mucho.

Os dejo un pequeño resumen para que reflexionés y observéis si os reflejáis en el o no:

1º La crisis ha venido y parece que con gran intensidad: La crisis eleva al 82% el porcentaje de españoles que se iría a trabajar fuera de España si le surgiera una oportunidad profesional interesante, un 22% más que el año pasado. La crisis no sabe de fronteras.

Hasta hace poco ni nos planteábamos cambiar de localidad para acceder a un trabajo y ahora ya estaríamos mayoritariamente dispuestos a irnos del país. De hecho estaríamos dispuestos a irnos por más tiempo e incluso por igual o menor sueldo del que cobraríamos aquí.

2º La satisfacción laboral de los trabajadores ha bajado del 3,6 al 3,3 sobre 5. Los rumores sobre continuos despidos, EREs, oscurantismo comunicativo por parte de las cúpulas de las empresas generan desasosiego en los equipos humanos de las organizaciones. El clima laboral se hace cada vez más inestable.

3º Siete de cada 10 españoles aún consideran necesario renunciar a la vida personal para triunfar. Este factor no obatnte ha bajado 5 puntos con respectoa al estudio del año pasado. El 67% de los españoles considera que, para lograr una brillante carrera profesional, es necesario renunciar a una parte importante de la vida personal, si bien ha bajado 5 puntos respecto a 2008 (72%). Horarios flexibles, reducciones de sueldo, planificaciones mejores de jornada,…, son algunas de las cosas que estaría el empleado dispuesto a hacer para conseguir conciliar mejor vida laboral y vida personal.

4º Los hombres demandan responsabilidad, posibilidades de promocionar y desarrollo profesional, y las mujeres, buen ambiente laboral.

Existe una clara diferencia entre sexos en esta cuestión. Los hombres aparentementen preieren prestigio, reconocimiento, posibilidad de destacar y progresar, mientras que las mujeres se enfocan más hacia la idea de trabajar a gusto, buen clima de trabajo y sobre todo cierto grado mayor de tranquilidad en su puesto y en su empresa.

5º Se acabó la cultura emprendedora (y no me extraña). Solo dos de cada diez españoles montarían su propio negocio si les tocara la lotería. No está el horno para bollos. el 21% de los españoles montaría su propio negocio si le tocaran 200.000 euros en la lotería, mientras que un 67% continuaría trabajando y gastaría el dinero en caprichos, deudas o inversiones.

Y es que la situación no esta para muchas aventuras empresariales, incluso teniendo en cuenta que el Gobierno español es de los que más grava a impuestos a los pequeños profesionales y autónomos de la UE.

¿Qué os parece? ¿Se asemejan las conclusiones a vuestros perfiles?

Optimismo: superar los temores

 14 visualizaciones totales

Al hilo del último post pubicado sobre los temores, voy a enfocar este otro desde el punto de vista del optimismo como método de superar temores y miedos.

Os definiré optimismo con este ejemplo:

La palabra crisis en coreano se escribe con dos caracteres chinos. El primero tiene un significado “riesgo”, y el segundo se interpreta como la oportunidad.

Desde este punto de vista, cualquier crisis o problema pude, ser visto en todo momento desde dos puntos de vista muy diferentes: uno optimista, que vera en el problema, la posibilidad de mejorar y como una oportunidad de experimentar un cambio positivo para el. Otro pesimista, que considerará un problema como algo insalvable y como algo perjucicial.

Lógicamente cualquier novedad conlleva la existencia de correr un riesgo, pero debe de ser visto también como la oportunidad de mejorar algo que hasta ese momento no iba «del todo bien».

El pesimista será dominado por los temores, siempre encontrará pegas a lo que hace, en definitiva, antepone el riesgo, el miedo y los temores, ante las oportunidades de mejora. Cree incluso que el esfuerzo de superar los temores no compensa el hecho de que exista una posibilidad de mejora, llegando incluos a hacer que eesta persona no haga nada frente al problema.

Muchas veces, el positivo y pòr lo tanto el optimista es aquel que busca sus propias oportunidades, siendo o actuando de una forma proactiva, enfrentándose a los temores, superando obstáculos y viendo a estos como metas necesarias que se deben de superar para conseguir el objetivo final. El pesimista, cree que este esfuerzo no vale la pena, por lo que sus temores hacen que el problema sea insuperable.

No hay nada malo en no tener éxito: si no logramos lo que nos proponemos, es porque nos espera algo mejor todavía: ¡¡Eso es ser optimista!!

Y por otra parte, el temor no tiene sentido ¿por que temer a algo porque suponga un cambio? Toda posibilidad de cambio es sinónimo de oportunidad de mejora. Esa s la mejor forma de enfrentarse a los problemas que muchas veces son tales, porque nosotros los queremos ver así.

La motivacion laboral en tiempos de crisis

 17 visualizaciones totales

La satisfacción laboral se consigue aunando tanto la motivación por parte de la empresa como de la automotivación.

Una persona satisfecha con su trabajo es aquella que va a trabajar con alegría. El levantarse e ir al tabajo a diario no supone un sacrificio sino todo lo contrario, !!gusta!!. Esto ocurre cuando alguien encuentra que en su trabajo puede desarrollarse tanto profesional como personalmente, es decir se puede decir que se encuentra autorealizada. Percibe que su trabajo es necesario, valorado y correspondido por su organizacion.

En estos tiempos de crisis, es mas dificil automotivarse por la gran cantidad de rumores y de noticias verdaderas que nos rodean, lo que hace que muchas veces nos perdamos en abstracciones y no nos centremos en nuestro cometido diario.

Motivar desde la empresa
Cundo toca motivar a un equipo de personas en situaciones de crisis como la que estamos viviendo, se convierte en algo muy complicado, ya que el entorno, las diferentes situaciones personales influyen demasiado.

Se debe de afrontar el problema haciendo ver a cada uno que de las crisis se sale con el trabajo propio de cada uno sin esperar que el de los demas te ayuda. Creyendo que cada uno con su trabajo desde su puesto de trabajo va a ayudar a salir de la crisis. » Grano no hace granero pero ayuda a su companero».

Motivar al personal es clave en estos momentos en las organizaciones. Deberiamos de darnos cuenta de verdad de la importancia que tienen las personas para el buen fin de una organizacion, por más que la tecnología sea de ultima generacion, financieramente no existan problemas y una imagen de marca fuerte, sin personas en la organizacion comprometidas con el proyecto de la misma, no se alcanzarán los objetivos. Yo creo que esto no esta ocurriendo. Cada vez mas la gente no se siente comprometida con su emresa y viceversa. Con lo que le roblema tien dificil solucion.

Pegas a esta idea, dificultades o criticas, seguro que hay muchas, pero solo debemos de fijarnos en aquellas que sean constructivas.

Como se suele decir, primero hay que saber si al realizar la critica, estas formando parte de ella. Sino es el caso, deberas estar formando parte de la solucion. Una critica constructiva implica una salida, una mejora o una resolución del problema. Esta critica debe de derivar en un plan de accion, mejora o cambio y a continuacion realizarle un seguimiento y por ultimo que se produzca un reconocimiento de meritos.

La crítica para ser considerada como productiva debe de ser mirada bajo los siguientes prismas:
· Quién las haga
· Cómo las haga
· Dando ejemplos prácticos
· Relacionándolas con experiencias y resultados
· El estilo, el tono y la situación en la que se hagan.

La justicia y mesura, es decir, la justa contraprestacion entre la critica y su premio debe de ser algo fundamental. No generar desigualdad entre los diferentes puestos laborales. En caso contrario se convertira en un claro foco de desmotivacion.

La automotivación
La automotivación, o acto de motivarse uno mismo, debe de partir como inicio el conseguir tener seguridad en uno mismo y esto se logra alcanzo las metas que uno tiene fijadas.

Las organizaciones deben de contribuir muy activamente a ello, y para eso no deben de escatimar esfuerzos. Deberian de:

· Otorgando libertad de actuación, autonomia.
· Fomentando la creatividad.
· Facilitando espacios de discusión y de participación, en estos espacios las personas podrán expresar sus ideas, haciendo aportes a la empresa, desarrollando la confianza en ellos mismos y por ende la automotivación.

¿Que ocurre si el que esta desmotivado es el jefe?

Solo te queda la salida de automotivarte, mediante la ejemplificacion de tus logros, promocionando los mismos, incorporando el reconocimiento a los miembros del grupo que hayan contribuido al buen fin de lo acometido. Buscar el conseguir que el clima laboral sea el adecuado debe de ser tarea principal para conseguir estar motivado en el trabajo.

© Jose Luis del Campo Villares

Esa palabra maldita llamada «Crisis»

 32 visualizaciones totales

 32 visualizaciones totales Ha iniciado mi amigo Senior Manager (SM), una campana que me parece desde el punto de vista moral muy acertada. Y digo moral porque tanto de hablar de ese tema te desmotiva moralmente y te hace poner en una situacion defensiva y de agarrotamiento que no es nada buena ni positiva. Consiste en…

Reflexiones que deberiamos hacernos todos

 17 visualizaciones totales

Tom Peters en el libro titulado: «El seminario de Tom Peters», escrito en el año 1994 pero que se adapta muy bien aún a la actualidad, por desgracia por como esta el mundo hoy en dia, cita dos frases cual perlas que son dignas de ser analizadas y de hacer una reflexion.

«La gente se da cuenta de que la seguridad laboral ha desaparecido .Pero muchos no toman conciencia sobre qué la ha reemplazado. La fuerza impulsora de una carrera debe provenir del individuo, no de la organización». Homa Bahrmi, profesor de Berkeley en la Universidad de California.

«Cuando el capital y la tecnología son accesibles a todos por igual, lo que marca la diferencia es la calidad del capital humano.» Tom Peters.

Yo hago mi pequena reflexion:

1ª El individuo es el que se tiene que automotivar como medio de conseguir sus objetivos. Ser proactivo en esta vida frente al ser pasivo marca la diferencia y sobre todo en epocas de crisis como las actuales. Salir del «bache» puede y debe de estar en nuestra mano.

2ª Cuando todo lo que se puede medir es igual en las organizaciones o empresas, lo que marca la diferencia del exito de unas organizaciones del fracaso de otras son los individuos. Trata todos los miembros de la organizacion como personas no como numeros, aprovecha su talento para marcar la diferencia. Saber exlpotar sus cualidades es una virtud esencial que permite subsistir.

De haber cumplido estas dos ideas muchas de las organizaciones que hoy en dia nos han llevado a la crisis, otro gallo nos habria cantado.

«¿Que pensais vosotros?»

¿Vivir para trabajar o trabajar para vivir?

 15 visualizaciones totales

Siempre ha sido una pregunta que me he hecho a lo largo de mi vida. Y no vale ahora pensar la respuesta porque estamos en tiempos de crisis y hay quien haria lo primero (entre los que me incluyo) sin pensar en mucho mas.

Por esto quiero que veais primero este video y despues me contesteis:

Que el trabajo dignifica es un hecho, pero….. ¿actualmente vivis para trabajar o trabajais para vivir?

Cuanta gente dice que si le tocase «una primitiva» no dejaria de trabajar, ¿os lo creeis? Si contetais negativamente a esta pregunta ultima, llegareis a la conclusion final de que trabajais para vivir.

Si por lo contrario, vosotros harias lo mismo, vivis para trabajar.

¿Que opinais?

Profecia, premonicion….. o aviso (nadie vio llegar la crisis)

 16 visualizaciones totales

Me he animado a dejaros hoy este articulo aqui para los que no lo habeis visto en mi blog de economia en el que lo puse la semana pasada. Para quien no lo haya leido espero que le guste.

Titulo del Articulo: LOS AMOS DEL MUNDO
Usted no lo sabe, pero depende de ellos. Usted no los conoce ni se los cruzará en su vida, pero esos hijos de la gran puta tienen en las manos, en la agenda electrónica, en la tecla intro del computador, su futuro y el de sus hijos.

Usted no sabe qué cara tienen, pero son ellos quienes lo van a mandar al paro en nombre de un tres punto siete, o un índice de probabilidad del cero coma cero cuatro.

Usted no tiene nada que ver con esos fulanos porque es empleado de una ferretería o cajera de Pryca, y ellos estudiaron en Harvard e hicieron un máster en Tokio, o al revés, van por las mañanas a la Bolsa de Madrid o a la de Wall Street , y dicen en inglés cosas como long-term capital management , y hablan de fondos de alto riesgo, de acuerdos multilaterales de inversión y de neoliberalismo económico salvaje, como quien comenta el partido del domingo.

Usted no los conoce ni en pintura, pero esos conductores suicidas que circulan a doscientos por hora en un furgón cargado de dinero van a atropellarlo el día menos pensado, y ni siquiera le quedará el consuelo de ir en la silla de ruedas con una recortada a volarles los huevos, porque no tienen rostro público, pese a ser reputados analistas, tiburones de las finanzas, prestigiosos expertos en el dinero de otros.

Tan expertos que siempre terminan por hacerlo suyo. Porque siempre ganan ellos, cuando ganan; y nunca pierden ellos, cuando pierden.

No crean riqueza, sino que especulan. Lanzan al mundo combinaciones fastuosas de economía financiera que nada tienen que ver con la economía productiva. Alzan castillos de naipes y los garantizan con espejismos y con humo, y los poderosos de la Tierra pierden el culo por darles coba y subirse al carro.

Esto no puede fallar, dicen.. Aquí nadie va a perder. El riesgo es mínimo.

Los avalan premios Nóbel de Economía, periodistas financieros de prestigio, grupos internacionales con siglas de reconocida solvencia.

Y entonces el presidente del banco transeuropeo tal, y el presidente de la unión de bancos helvéticos, y el capitoste del banco latinoamericano, y el consorcio euroasiático, y la madre que los parió a todos, se embarcan con alegría en la aventura, meten viruta por un tubo, y luego se sientan a esperar ese pelotazo que los va a forrar aún más a todos ellos y a sus representados.

Y en cuanto sale bien la primera operación ya están arriesgando más en la segunda, que el chollo es el chollo, e intereses de un tropecientos por ciento no se encuentran todos los días. Y aunque ese espejismo especulador nada tiene que ver con la economía real, con la vida de cada día de la gente en la calle, todo es euforia, y palmaditas en la espalda, y hasta entidades bancarias oficiales comprometen sus reservas de divisas. Y esto, señores, es Jauja.

Y de pronto resulta que no. De pronto resulta que el invento tenía sus fallos, y que lo de alto riesgo no era una frase sino exactamente eso: alto riesgo de verdad. Y entonces todo el tinglado se va a tomar por el saco. Y esos fondos especiales, peligrosos, que cada vez tienen más peso en la economía mundial, muestran su lado negro. Y entonces, ¡oh, prodigio!, mientras que los beneficios eran para los tiburones que controlaban el cotarro y para los que especulaban con dinero de otros, resulta que las pérdidas, no.

Las pérdidas, el mordisco financiero, el pago de los errores de esos pijolandios que juegan con la economía internacional como si jugaran al Monopoly, recaen directamente sobre las espaldas de todos nosotros.

Entonces resulta que mientras el beneficio era privado, los errores son colectivos, y las pérdidas hay que socializarlas, acudiendo con medidas de emergencia y con fondos de salvación para evitar efectos dominó y chichis
de la Bernarda.. Y esa solidaridad, imprescindible para salvar la estabilidad mundial, la paga con su pellejo, con sus ahorros, y a veces con su puesto de trabajo, Mariano Pérez Sánchez, de profesión empleado de comercio, y los millones de infelices Marianos que a lo largo y ancho del mundo se levantan cada día a las seis de la mañana para ganarse la vida.

Eso es lo que viene, me temo. Nadie perdonará un duro de la deuda externa de países pobres, pero nunca faltarán fondos para tapar agujeros de especuladores y canallas que juegan a la ruleta rusa en cabeza ajena.

Así que podemos ir amarrándonos los machos. Ése es el panorama que los amos de la economía mundial nos deparan, con el cuento de tanto neoliberalismo económico y tanta mierda, de tanta especulación y de tanta poca vergüenza.

Autor: Arturo Pérez-Reverte
(Artículo publicado en ‘El Semanal’ el 15 de noviembre de 1998, y que ahora, diez años después, parece una visión de Nostradamus) .